Dueños del Madame piden no criminalizar a clientes por su preferencia sexual

martes, 24 de mayo de 2016
XALAPA, Ver. (Apro).-La discoteca Madame, antro donde fueron ejecutadas cinco personas y 14 más resultaron heridas en la madrugada del domingo, subió un comunicado a sus redes sociales en donde piden no estigmatizar, ni criminalizar a los asistentes a esta discoteca. “Efectivamente, era un club donde entraban hombres, mujeres, lesbianas, gays, bisexuales, transexuales, travestis, transgénero, intersexuales y heterosexuales... personas que sienten como tú”, escribieron en su página de Facebook, que ya lleva más de mil likes y cientos de compartidos. Con los lemas de #EstoesMadame y #TodosSomosMadame, los administradores de esta discoteca aseguran que no entraban narcotraficantes, ni asesinos y que tampoco se vendían drogas, ni entraban menores de edad. Aunque esta última aseveración ya fue rechazada por el Ayuntamiento de Xalapa, que procedió a clausurar el bar. “Contábamos con personal de seguridad que a la entrada pedían una identificación y revisaban a las personas y las bolsas, efectivamente nuestro personal de seguridad no contaba con armas (no lo teníamos permitido), dicen que no estábamos preparados para un evento de tal magnitud, y efectivamente, no lo estábamos... ¿Quién lo está? ¿Alguno de ustedes está listo para recibir a la entrada de su casa a alguien con un arma apuntándoles? ¿Que hubieran hecho ustedes en un evento de esa magnitud? Estos hechos no debían suceder”, expone los administradores del lugar. Apenas ayer, la Fiscalía General del Estado a través de su titular, Luis Ángel Bravo Contreras aseguró que la masacre a manos de un comando que irrumpió en el bar cuando apenas comenzaba a caer la noche, ocurrió por la disputa en la venta de estupefacientes, por lo que el grupo de sicarios disparó sobre “un punto específico”, resultando daños colaterales entre otras 14 personas ahí presentes. Sin embargo, entre elementos de la Fuerza Civil y de la propia Policía Ministerial empieza a cobrar fuerza, la versión de que el atentado ocurrió porque el antro apenas tenía tres meses que había sido reinaugurado y querían cobrar “la cuota”, una extorsión que en diversos estados del país suelen pedir organizaciones de la delincuencia organizada para dejar trabajar en paz a los empresarios de giros negros. Anteriormente, dicho inmueble tenía el nombre de Sodoma y Gomorra y funcionaba como un table dance para hombres, mujeres y gays y presentaba shows lésbicos y de sexo en vivo. La propiedad de dicho establecimiento siempre fue atribuida a la exalcaldesa priista de Xalapa, Elizabeth Morales García. Hoy en su comunicado, los actuales propietarios de Madame aseguran que el establecimiento siempre cumplió con todos los permisos y normas de los reglamentos municipales y de salud. “Fuimos supervisados y se realizaron incontables operativos cada semana de jueves a domingo, pagamos impuestos, no éramos un lugar clandestino. Ahora nosotros pedimos justicia, no queremos un carpetazo, no queremos seguir llorando más a nuestros muertos, no queremos seguir con miedo, no queremos que se deslinden de culpas ni nos culpen a nosotros por la inseguridad que se vive. Nosotros sí estábamos trabajando, no queremos cargar con más muertes impunes en este estado, no con nuestra gente, no con nuestros colores, no con nuestra bandera, pedimos a todos nuestros clientes, amigos, conocidos y gente que entiende de lo que hablamos, nos apoye en este momento a pedir justicia”, exponen. En su relatoría de hechos, los dueños de Madame excusan que en dicha empresa daba empleo y manutención a 25 familias, razón por la que es momento de pedir un manotazo a la autoridad estatal y municipal. “Pedimos que cumplan con su trabajo y capturen a los actores de esta tragedia, a esas personas que jalaron el gatillo y a esas personas que dieron la orden de cometer tal crimen”. Para reforzar su defensa, los administradores del Madame subieron un álbum fotográfico con medio centenar de imágenes, en donde defienden que durante 7 años construyeron un trabajo limpio y un espacio libre y de respeto para sus clientes y amigos. “Solamente quienes nos conocían sabrán de lo que hablamos, pues en la actualidad, vivimos en una sociedad que discrimina a las personas, por su color de piel, por su estatura, por su manera de vestir; si es muy delgado o si no lo es, por su religión o por su preferencia sexual”. Ayer y hoy, varios asistentes al llamado sábado negro, aunque la balacera ocurrió en los primeros minutos del domingo, han expuesto que todo sucedió en cuestión de minutos, pues la música electrónica se encontraba en sus decibeles más alto, y la diversión fue interrumpida por una treintena de disparos con armas largas conocidas como cuerno de chivo. Samantha, una treinteañera presente en la balacera, narró a Apro que después de la masacre, el piso de la discoteca era un enorme charco de sangre. “Recuerdo que solo empezamos a escuchar estruendos. Vi gente armada y conforme sucedían los disparos, varios se empezaron a tirar al suelo y otros a correr, yo pecho tierra me alcance a esconder en el baño”, relató. Samantha estaba a cinco metros de donde empezaron a abrir fuego los sicarios. Mientras se echaba al suelo notó como su ropa y zapatos se mancharon de sangre en cuestión de segundos. Después de la balacera, Samantha recuerda como vio a los heridos, tirados sobre la banqueta, con gritos y suplicas empezaron a salir del antro. “Había temor de que regresaran los sicarios y volvieran a abrir fuego. Muchos ni nos esperamos a que arribará la policía, tuve que tirar mi ropa y mis zapatos en casa de una amiga, pues me tire en medio de un charco de sangre y si llegaba así mis papás se iban a espantar”. En el lugar de la masacre en Xalapa, fueron contabilizados 27 casquillos calibre 7.62 y .223 de “cuerno de chivo” y rifles AR15, según consigna la Carpeta de Investigación 1982/2016. La Fiscalía y la Secretaría de Seguridad Pública (SSP) del Estado ya montaron un dispositivo para localizar a los agresores, además de que trabajará en conjunto con las autoridades que forman parte del grupo Coordinación Veracruz para potenciar esfuerzos y aprontar los resultados. “A partir del análisis de las cámaras de videovigilancia, fue posible ubicar la trayectoria del vehículo negro y la motocicleta, lo que quedó debidamente identificado en los videos que ya se encuentran resguardados y aportados en la carpeta de investigación señalada y aseguró que en las próximas horas se tendrán avances importantes de este caso, mismos que se darán a conocer a los medios de comunicación”, expresó Luis Ángel Bravo. Bravo Contreras informó que el centro nocturno se encontraba con una afluencia aproximada de ciento ochenta personas, y que según declaraciones de los presentes, recién pasada la media noche, cuatro personas armadas y encapuchadas se bajaron de un vehículo sedán color negro y una motocicleta, entraron al lugar comenzaron a disparar sobre un punto específico, para posteriormente darse a la fuga a bordo de los vehículos que llegaron.

Comentarios