Fiscalía de Yucatán libera a 5 personas luego de desalojo de predio en Chablekal

jueves, 5 de mayo de 2016
MÉRIDA, Yuc., 5 de mayo (apro).- En medio de la presión social, la Fiscalía General del Estado (FGE) liberó hoy a las cinco personas detenidas el martes y recluidas en la comisaría de Chablekal, tras la trifulca entre los lugareños y policías estatales por el desalojo judicial de un anciano de más de 90 años. El caso desató una oleada de críticas y reproches al gobierno de Rolando Zapata Bello quien, en un intento por limpiar su imagen, mandó a ofrecer a Salvador Ehuan Chi, el hombre de la tercera edad al que la fuerza pública echó a la calle, “gestionarle” la construcción de “una casa con baño”. Apenas la semana pasada el Congreso local aprobó un paquete de leyes que enmarcan la cuestionada iniciativa Escudo Yucatán, que costará mil 500 millones de pesos, para fortalecer la seguridad en el estado por los próximos años. Ante la detención de cinco de los suyos, entre ellos un menor de 15 años, pobladores de Chablekal se agruparon esta mañana en torno al templo de su localidad con la intención de salir a presionar a las autoridades estatales para su liberación. La tensión fue en aumento, pues a los pobladores se sumaron organizaciones civiles, ciudadanos solidarios y políticos de oposición. En redes sociales otros más se mantuvieron atentos. Finalmente, la FGE anunció la liberación de los detenidos. En un comunicado, argumentó que “de acuerdo con el plazo de 48 horas que marca la ley para integrar las averiguaciones y las carpetas de investigación, el MP determinó dejar en libertad”. Respecto del menor de edad, aseguró que “fue liberado ayer 4 de mayo dentro del plazo de ley de 24 horas para investigar y determinar su situación jurídica, y ya fue puesto a disposición de sus padres”. Los detenidos fueron acusados por la SSP, los actuarios y los particulares que se quedaron con el predio que pertenecía al anciano de daños en propiedad ajena, lesiones y otros delitos. El PAN por su parte cuestionó la actitud de ambos bandos. En un comunicado, antes de la liberación de los detenidos, lamentó los incidentes ocurridos el martes 3 en la comisaría meridana de Chablekal, pues “bajo ninguna circunstancia la violencia debe imperar sobre la razón y el diálogo”. “El respeto a las leyes y a las órdenes judiciales no debe conseguirse por medio del uso excesivo de la fuerza pública; los cuerpos de seguridad del Estado deben tener como prioridad garantizar la integridad de los ciudadanos”, acotó el PAN y añadió: “Las situaciones jurídicas patrimoniales no deben estar por encima de los derechos humanos. Nunca. La justicia debe ser ciega, pero no por ello insensible”. También destacó que “en Chablekal prevaleció la agresión y la descalificación, y el triste resultado fue una serie de excesos en ambas partes; la ley no se puede escudar en la sinrazón del garrote y el gas lacrimógeno, y la justicia tampoco se hace con la propia mano”. E instó a las autoridades “a investigar y a tomar las medidas pertinentes, a la mayor celeridad posible. El episodio del martes 3 de mayo no debe repetirse jamás”, concluyó.

Comentarios

Otras Noticias