PRI, PRD y la independiente Ana Teresa Aranda impugnan elección en Puebla

jueves, 16 de junio de 2016
PUEBLA, Pue., (apro).- El PRI, PRD y la candidata independiente Ana Teresa Aranda Orozco presentaron recursos ante las instancias electorales para impugnar los comicios del 5 de junio en el que resultó ganador el candidato de la coalición Sigamos Adelante, encabezada por el PAN, Antonio Gali Fayad. En los casos de PRI y PRD, uno de los principales puntos para pedir que los comicios se declaren nulos se refiere a que el candidato de la coalición PAN, Panal, PT, Compromiso por Puebla y Pacto Social de Integración rebasó el monto establecido como tope para el gasto en campañas. Pese a que apenas habían concluido las votaciones el PRI estatal había anunciado que no impugnaría los comicios, el representante jurídico del Comité Directivo Estatal de ese partido se presentó ante el Instituto Electoral de Puebla para entregar el recurso. Entre las causales que enumeró el PRI para reclamar la nulidad de las elecciones destacan las numerosas ocasiones en que el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) tuvo que “corregir la plana” al árbitro local por las decisiones fuera de la legalidad que este último adoptó. Igual, menciona las supuestas intimidaciones y amenazas que sufrieron alcaldes priistas para que apoyaran a Gali Fayad, la utilización de programas sociales, la confiscación de propaganda del PRI ordenada por el fiscal general del estado, así como el espionaje telefónico. Además, hace referencia a supuestas amenazas de las que fueron objeto los transportistas que portaban propaganda de la candidata priista Blanca Alcalá, así como las giras que hizo el gobernador panista Rafael Moreno Valle por el interior de la entidad. El PRI también señala, entre los puntos para fundamentar su demanda de anular los comicios, el conteo final de votos que llevó a cabo el Instituto Estatal Electoral, donde presuntamente se manipularon los paquetes para sumar votos al Partido Compromiso por Puebla, a fin de salvar su registro. Uno de los principales puntos que contiene la impugnación se refiere a que al candidato panista supuestamente rebasó los topes de gastos de campaña. “Como ya lo demostró el PRI, el candidato panista rebasó de manera comprobable más de 19% de lo establecido, lo que afectó los principios que deben observarse en toda elección democrática”, señala el Revolucionario Institucional. En un comunicado, el PRI advierte que todos los puntos que expone en el recurso presentado son suficientes para que los órganos jurisdiccionales declaren la nulidad de las elecciones realizadas en Puebla. En tanto que el PRD igual basó su recurso en denunciar que Gali Fayad presuntamente sobrepasó siete veces el tope de campaña establecido en 35.8 millones de pesos para los comicios para elegir gobernador de Puebla. El abogado Vladimir Luna Porquillo, hermano de la ahora excandidata perredista a la gubernatura Roxana Luna, dijo que las estimaciones que han hecho con base en el despliegue de propaganda del candidato panista y a los 109 actos masivos que llevó a cabo, arrojan un gasto total de más de 244 millones de pesos en la campaña de Gali Fayad. Hilario Alonso Flores, líder del Movimiento Nacional Los de Abajo, consideró que el proceso realizado en Puebla fue a todas luces una “elección de Estado”, donde hubo de coacción del voto hasta amenazas, presiones y despidos contra los trabajadores del gobierno que simpatizaban con candidatos opositores. Igual, el abogado Víctor León, representante de la independiente, Ana Teresa Aranda, acudió a presentar un recurso para impugnar la elección, en el que se señala principalmente todas las trabas legales que interpusieron a la expanista para evitar su registro como candidata ciudadana. En la impugnación se señala que incluso el personal del IEEP abrió cajas y manipuló las firmas de apoyo que presentó para sustentar su candidatura, así como el hecho de que les boicotearon el registro de representantes de casillas el día de las votaciones. A su vez, el PAN emitió un comunicado para rechazar los señalamientos que hacen los partidos en cuanto a las supuestas irregularidades registradas durante los comicios. “El pasado 5 de junio, Puebla vivió una contienda electoral sin contratiempos, donde las y los poblanos emitieron sus votos de manera libre y tranquila, por lo que el CDE rechaza de manera tajante que se haya presentado una elección de Estado, una vez que en ningún momento hubo intervención por parte del gobierno de Puebla en el desarrollo del proceso”, asegura. Por el contrario, acusa que los operadores del programa Prospera operaron a favor de la candidata priista, y además niega que el ahora gobernador electo haya rebasado el tope de gastos durante su campaña. “Desde el inicio de la campaña del candidato de la coalición, Antonio Gali Fayad, se presentó ante las autoridades electorales correspondientes el reporte de los gastos realizados durante la contienda, donde quedó constatado que no se rebasó la cantidad establecida”, afirma el PAN. “Las impugnaciones que presentaron ambos partidos y la candidata independiente están fuera de contexto, una vez que en el conteo final el candidato Tony Gali obtuvo 45.35% de la votación total, con una diferencia de 11.7 puntos en relación con su adversario más cercano”, subraya Acción Nacional.

Comentarios