Exgobernador interino pasa del penal al hospital más caro de Morelia

miércoles, 8 de junio de 2016
MORELIA, Mich. (apro).- El exgobernador y exsecretario de Gobierno Jesús Reyna García fue intervenido esta mañana en el Hospital Ángeles de la lujosa zona residencial Altozano de esta capital, debido a una complicación intestinal, padecimiento que no pudo ser tratado por los servicios médicos del penal de Mil Cumbres. La Secretaria de Seguridad Pública estatal informó, a través de una tarjeta informativa, que la Subsecretaría de Reinserción Social reportó que derivado de un dolor agudo de estómago que presentó durante la tarde-noche del martes, el interno Jesús Reyna García fue trasladado del Centro de Reinserción Social "Lic. David Franco Rodríguez" a un hospital privado de la capital michoacana. Tras presentar un dolor intenso en la región del estómago, el recluso fue valorado por médicos del Cereso, quienes determinaron su canalización a un nosocomio, donde fue intervenido quirúrgicamente por especialistas, quienes lo reportan como estable, detalló la dependencia. Para el proceso de traslado de Reyna se mantuvo un operativo de seguridad con garantía en todo momento de sus derechos humanos, situación que contrasta con la del doctor José Manuel Mireles, quien sigue recluido en un penal de máxima seguridad de Sonora, pese a su padecimiento de diabetes, se quejó la defensa del exlíder de los autodefensas. Reyna García fue detenido el 4 de abril del 2014 por su presunta relación con el cártel de Los Caballeros Templarios, principalmente con el líder de esa organización criminal, Servando Gómez Martínez, La Tuta, ahora preso. Reyna fue designado gobernador interino en abril de 2013, en sustitución del priista Fausto Vallejo, quien solicitó permiso para dejar temporalmente la gubernatura para atender problemas de salud. El 8 de mayo de 2014 Reyna García fue consignado al Centro Federal de Readaptación Social número 1, El Altiplano, en el Estado de México, bajo los cargos de delincuencia organizada en la modalidad de fomento de delitos contra la salud. El Ministerio Público Federal reunió elementos para acusar al exfuncionario michoacano de posibles vínculos con los Templarios y La Tuta, bajo los cargos de delincuencia organizada, en la modalidad de fomento de delitos contra la salud. Rodrigo Archundia Barrientos, titular de la Subprocuraduría Especializada en Investigación de Delincuencia Organizada (SEIDO) de la PGR, dijo que con la información recabada por el Ministerio Público Federal se logró la consignación del sospechoso. El también extitular de la Procuraduría General de Justicia de Michoacán estuvo recluido dos años un mes en el penal mexiquense de El Altiplano. Y el 12 de mayo de este año, bajo un fuerte dispositivo de seguridad, Jesús Reyna fue trasladado del Aeropuerto Internacional "Francisco J. Múgica" al penal de Mil Cumbres "David Franco Rodríguez". Esa fecha, y a bordo de un vehículo blindado de los conocidos como "rinocerontes", Jesús Reyna ingresó al penal michoacano en donde a la fecha purga su condena.

Comentarios