Acusan de robo y pandillerismo a detenidos por saqueo en Palenque

jueves, 9 de junio de 2016
TUXTLA GUTIÉRREZ, Chis, (apro).- Derivado de los hechos violentos registrados el pasado martes en la ciudad de Palenque, la Procuraduría General de Justicia (PGJ) del estado informó que las 43 personas detenidas fueron puestas a disposición del Ministerio Público investigador en Tuxtla Gutiérrez, acusadas de robo con violencia agravado y pandillerismo. La dependencia estatal agregó que en atención a la denuncia formal presentada por el corporativo Coppel, se continúa con las investigaciones por los actos vandálicos perpetrados en el marco de una manifestación encabezada por integrantes de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) y del sector Salud, quienes se manifestaban contra la reforma educativa. De acuerdo con las investigaciones que lleva a cabo la Fiscalía de Distrito Selva con sede en Palenque, la mañana del martes pasado se registró una marcha a la que se sumaron alrededor de 200 agremiados de la Organización Movimiento Campesino Regional Independiente – Coordinadora Nacional Plan de Ayala – Movimiento Nacional (MOCRI CNPA-MN), quienes se encontraban encapuchados, cubiertos del rostro con paliacates y armados con palos y machetes, portando lonas distintivas de dicha organización. En la carpeta de investigación, iniciada por la Fiscalía de Distrito Selva, se señala que alrededor de las 14:00 horas el grupo de manifestantes arribó a la Presidencia Municipal de Palenque donde sustrajeron equipos de cómputo, papelería y mobiliario, mismos que incendiaron a las afueras del inmueble. Más adelante, prendieron fuego a una patrulla de la Policía Municipal e ingresaron de forma violenta a la sucursal de la tienda Coppel, donde se apoderaron de artículos diversos. Es importante señalar que, a partir de estos hechos, a través de las redes sociales circularon imágenes del momento justo en el que los ahora detenidos robaban pantallas de televisión, estufas, colchones y hasta refrigeradores. Por su parte, la Dirección General de Servicios Periciales de la PGJ local lleva a cabo el avalúo de los daños ocasionados en ambos inmuebles, con el objetivo de cuantificar el detrimento patrimonial de la empresa. Cabe recordar que, al ser detenidos en flagrancia, a los imputados les fueron asegurados diversos artículos electrónicos, electrodomésticos, ropa y calzado, en el momento que estaban siendo sustraídos de la tienda Coppel. Hasta 10 años de prisión Ante estos hechos, la Procuraduría estatal informó que en las próximas horas se realizará la judicialización de la carpeta de investigación ante el Juez de Control para determinar la legal detención de los imputados y se solicitará su vinculación a proceso por los delitos de robo con violencia agravado y pandillerismo. En virtud de ser delitos considerados graves, se solicitará la prisión preventiva contra los detenidos, quienes podrían alcanzar una pena de 10 años de prisión. Los detenidos son: Pedro Méndez Arcos, Gerardo Chagala Sánchez, Enrique Camas Montejo, Víctor Manuel Gutiérrez Cabrera, Jorge Ricardo López Ballinas, Luis Manuel Melchor López, Miguel Méndez Díaz, Miguel Eleazar Álvaro López, Guillermo Jiménez López y Francisco Munguía Meza. Asimismo, Jorge Méndez Álvaro, Mariano Gómez Álvarez, Carlos Humberto Ramírez Pérez, Candelario Correa Chan, Pablo Gonzalo Alcudia Vázquez, Nicolás Leonel Hernández de la Cruz, José Ricardo Gutiérrez Cabrera, José Ignacio Vidal Magaña, Martha Alicia Liat Chin, Delia Maritza López López y Aurelia Jiménez López. También, Guadalupe Cruz Morales, María Consuelo Cruz Saraos, Maricela Rodríguez Hernández, Juana Vázquez Pérez, Valeria Moreno Vázquez, Amalia Díaz Arcos, Saúl Aguilar Rosas, Pascual Sánchez Montejo, José Luis Díaz Pérez, José Armando Ramírez Pérez y Adriel Antonio Gutiérrez Cabrera. Así como, Pedro Zetina Mazariego, Raúl Zenteno Hernández, José Antonio Avendaño López, Moisés Antonio Ramírez Vidal, Alonso Velázquez Díaz, Miguel Ángel Arcos Martínez, Sebastián Sánchez Gómez, Josué Abraham Méndez, Gerardo Díaz Chable, Saturnino Ricardo Gómez Gómez y Juan Carlos Reyes Cruz. Actualmente se realizan patrullajes preventivos coordinados por la Fiscalía de Distrito Selva, la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana (SSyPC) y el Mando Único Policial. MOCRI se deslinda Por su parte, el Movimiento Campesino Regional Independiente Coordinadora Nacional Plan de Ayala Movimiento Nacional (MOCRI CNPA MN) dijo que el pasado martes participaron en las acciones acordadas previamente junto con padres de familia, organizaciones sociales y magisterio de difusión y propaganda con el fin de echar abajo la reforma educativa y exigir un alto a la represión y a la criminalización de la protesta. Afirmó que el MOCRI CNPA MN mantuvo acciones de solidaridad en San Cristóbal de las Casas, Palenque, La Trinitaria y Frontera Comalapa, en los dos primeros lugares en función de lo acordado hicieron presencia en los centros comerciales como previamente se había planeado. Sin embargo, desde las primeras horas de la movilización en algunos medios regionales de Palenque se mencionó que esa organización mantenía una actitud agresiva y que se habían quemado llantas. “En ese desde el principio nos deslindamos de tales altos, el MOCRI CNPA MN no promocionó ni participó en estos actos pues no son las prácticas de nuestra organización, posteriormente al darse los altercados nuestro contingente decidió replegarse pues un acuerdo central es no caer en provocaciones ni hacer desmanes”, dijo la organización en una misiva. Indicaron que ellos no participaron en ningún acto vandálico: “nosotros acudimos junto con el sector salud, padres de familia y magisterio, quienes son testigos de lo acontecido, para expresar nuestro repudio a la reforma educativa que no es más que una reforma laboral la cual lacera al gremio magisterial y golpea de muerte a la escasa educación pública hiriendo así a nuestro pueblo. “Estamos convencidos que lo que busca el gobierno de Chiapas es desarticular al sindicato más fuerte y democrático representado por la CNTE. Por lo anterior nos deslindamos rotundamente de los actos vandálicos que medios de comunicación han difundido e informamos que ninguno de los supuestos detenidos son miembros de nuestra organización”, dice la carta. “Denunciamos esta práctica tan ruin que tiene el gobierno federal y el del estado, donde infiltra al movimiento social para desprestigiar la lucha popular, pero sobre todo para crear cortinas de humo y generar confusión entre la ciudadanía. Repudiamos el uso de grupos porriles, de choque y paramilitares que los gobiernos en turno usan para agredir a los pueblos que se organización y luchan por sus derechos”, concluye la misiva de los campesinos.

Comentarios