Diputados de Colima dicen que no hubo aumento de sueldo, sólo se transparentaron los "apoyos"

jueves, 14 de julio de 2016
COLIMA, Col. (apro).- El Congreso del estado negó que los diputados locales se hayan incrementado el monto económico de su dieta, pero aceptó que elevaron el rubro de Previsión Social Múltiple de 33 mil a 68 mil pesos mensuales. Mediante un comunicado emitido en respuesta a las publicaciones de varios medios sobre los ingresos de los legisladores, la Comisión de Gobierno Interno y Acuerdos Parlamentarios de la LVIII Legislatura local afirmó que la dieta que perciben los representantes populares es “por el orden de los 57 mil 864 pesos netos, al igual que la legislatura pasada, y lo demás son prestaciones que no forman parte de sus percepciones”. Sin embargo, no desmintió que mensualmente los actuales legisladores tienen asignados cada mes de manera global 200 mil pesos por concepto de dieta, prestaciones, gastos y otros apoyos para el trabajo legislativo, que con las deducciones quedan en alrededor de 180 mil pesos, la mayoría en efectivo, complementado con vales y pago de servicios, como lo indica la página de transparencia del Congreso local. Integrada por los diputados Luis Humberto Ladino Ochoa, Federico Rangel Lozano, Nicolás Contreras Cortés, Leticia Zepeda Mesina, Adrián Orozco Nery, Joel Padilla Peña y Martha Meza Oregón, la Comisión de Gobierno Interno tácitamente responsabilizó a la legislatura anterior de haber ocultado algunos de los rubros por los que recibían recursos. La versión del aumento de los ingresos, dijeron, se generó como producto de “una confusión”, porque “es a partir de esta legislatura que se hace de manera pública lo que se recibe sin omitir ninguna partida, y el único rubro que sufrió un incremento es el de Previsión Social Múltiple, que pasó de 33 mil a 68 mil pesos, destinado a los apoyos de carácter social que cada uno de los diputados otorgan de manera cotidiana. Además este recurso sólo se entregará de junio a diciembre de 2016”. Sin embargo, lo que no mencionó el boletín del Congreso del estado es que los diputados no están obligados a comprobar el destino de los 68 mil pesos de la partida de Previsión Social Múltiple, ni se refirió a los 15 mil pesos mensuales que se les otorga por concepto de fondo de ahorro, señalados en su propia página de transparencia. Respecto de los vales por 10 mil pesos que mensualmente reciben para gasolina, aseguraron que es el mismo que se entregaba a los diputados de la pasada legislatura, que se utilizan “para el traslado a las distintas tareas y comisiones a las que tienen que acudir en razón de su trabajo legislativo, teniendo que desplazarse todos los días a distintas partes del estado”. En cuanto a la prestación de telefonía, por cuatro mil 493 pesos mensuales, “los diputados no reciben directamente el dinero, sino que es destinado a la empresa que brinda el servicio”, y respecto de los 15 mil pesos por presidir una comisión, “es un recurso que se tiene que comprobar mensualmente y se destina al pago de salarios de los asesores y personas que los asisten y apoyan en los análisis y redacción de las iniciativas que recibe la comisión que presiden”. El comunicado citó estudios del IMCO del presente año sobre congresos locales, según los cuales el Congreso de Colima tiene “uno de los presupuestos más bajos a escala nacional, muy por debajo de la media nacional, que es de 401.8 millones de pesos y ocupa el antepenúltimo lugar a nivel país en presupuesto por diputado. Abundó: “El informe que el Congreso de Colima tiene uno de los costos por diputado per cápita más bajo del país (…) y la remuneración mensual bruta por diputados que se tiene en Colima, sigue siendo una de las más bajas a nivel nacional”.

Comentarios