Protestas de maestros dañan más a Guerrero que la narcoviolencia: Astudillo

domingo, 3 de julio de 2016
CHILPANCINGO, Gro. (proceso.com.mx).- El gobernador Héctor Astudillo Flores afirmó que las protestas del magisterio disidente contra la reforma educativa están afectando la economía de los guerrerenses y provocaron la cancelación de reservaciones en el puerto de Acapulco. Incluso, consideró que la movilización de la Coordinadora Estatal de Trabajadores de la Educación en Guerrero (CETEG) daña más la imagen turística en comparación con la narcoviolencia que no cesa en Acapulco y el resto de la entidad. Ello a pesar de que tan solo ayer en el puerto de Acapulco se registraron cinco ejecuciones en distintos puntos del balneario colapsado por la narcoviolencia. Entre los hechos destaca un ataque armado contra un bar ubicado en plena avenida costera Miguel Alemán y a una cuadra de la base de la Policía Federal que dejó un muerto y dos heridos, así como tres taxistas ejecutados. Entrevistado ayer sábado sobre este tema, Astudillo dijo que la cancelación de reservaciones en el principal destino turístico de la entidad está relacionada con los bloqueos que realiza la CETEG sobre la autopista Del Sol y no por las balaceras y ejecuciones registradas a plena luz del día en Acapulco. “Sin tener los datos a fondo, por supuesto que los bloqueos (afectan más la imagen turística). Sin tener los datos te lo digo. ¿Por qué?, pues porque la gente cuando se entera de que la autopista está bloqueada no van, porque dicen que se detendrán medio día ahí, pero cuando se enteran de que hay un homicidio doloso sabe perfectamente en qué condiciones se está dando, lo conocen y saben perfectamente que hay operativos especiales para proteger la zona”, expresó Astudillo. Luego agregó: “Guerrero no es un estado que pueda darse el lujo de seguir observando los bloqueos y los bloqueos”, pues provocan un problema económico que afecta a todos, desde meseros hasta los dueños de hoteles. Incluso, dijo que la sociedad porteña está indignada por los bloqueos carreteros que realiza el magisterio disidente porque afectan directamente la economía de la entidad. En sintonía con el discurso del gobierno federal, Astudillo lanzó un llamado al magisterio disidente para que se abstengan de bloquear la autopista Del Sol y no se manifiesten de forma violenta. La postura del mandatario contrasta con la realidad que se vive en la entidad donde los grupos delictivos que operan impunemente en contubernio con autoridades de los tres niveles y el Ejército, mantienen el control de territorios completos y sembraron una estela de muerte y terror para someter a la sociedad y asfixiar a los sectores productivos.

Comentarios