Atacante de la Fiscalía de Jalisco fue dado de baja del Ejército por esquizofrenia

jueves, 15 de septiembre de 2016
CIUDAD DE MÉXICO (apro).- El hombre que mató ayer a una trabajadora social e hirió a otras dos y a una agente del Ministerio Público en la sede de la Fiscalía Central de Jalisco, fue identificado como Luis Homero Águila, de 56 años, quien fue dado de baja del Ejército en 1992, por esquizofrenia. De acuerdo con las investigaciones Homero Águila mantenía una querella contra un dentista por una presunta negligencia médica ocurrida en 2002. La denuncia se habría resuelto de manera desfavorable para el hombre por lo que habría buscado vengarse de las autoridades. Homero Águila laboraba en las inmediaciones de la Fiscalía como gestor de escritos y trámites, lo que le permitió ingresar al edificio con cierta facilidad, ya que conocía a varios de los trabajadores. La mañana del miércoles pasado, el sujeto ingresó con dos armas a la Fiscalía, ubicada en la Calle 14 de la Zona Industrial y disparó contra los empleados que estaban ahí, mató a una trabajadora social y lesionó a tres funcionarias más, dos trabajadoras sociales y una agente del Ministerio Público que fueron reportadas como graves. Agentes de la Fiscalía reaccionaron y le dispararon ocasionándole la muerte. Horas después se supo que Homero Águila Horas fue dado de baja del Ejército mexicano en 1992 por esquizofrenia. Tras los hechos el fiscal general, Eduardo Almaguer, atribuyó el desafortunado incidente a “un relajamiento no válido y no permitido” de las medidas de seguridad en el inmueble que calificó como “totalmente cuestionable”. “Es un ataque de un particular en contra del personal de atención al público de la Fiscalía General”, dijo el funcionario estatal. El gobernador del Estado, Aristóteles Sandoval, lamentó el ataque e informó que “habrá consecuencias” contra los encargados de la seguridad del inmueble, pues no es posible que un “loco” abriera fuego en una instancia que se supone debe ser vigilada.

Comentarios