Renuncia diputado de Morena en Tabasco; el partido se llenó de expriistas 'ratas”, acusa

jueves, 15 de septiembre de 2016
VILLAHERMOSA, Tab. (apro).- El diputado local José Atila Morales Ruiz renunció al partido Movimiento Regeneración Nacional (Morena), se declaró independiente y acusó que el instituto político fundado por Andrés Manuel López Obrador se está llenando de expriistas “ratas”. A mediados del pasado mes de agosto, también desertó de Morena el presidente de la mesa directiva del Congreso local, Juan Pablo de la Fuente, por diferencias con el dirigente estatal del partido, el expriista Adán Augusto López Hernández. Con estas dos dimisiones, la bancada de Morena queda con dos legisladores de los cuatro que iniciaron la 62 legislatura hace nueve meses. Morales Ruiz llegó a la diputación de Morena por la vía de la representación proporcional al encabezar la lista de la primera circunscripción por salir electo en una tómbola. En su texto de renuncia, acusó que el dirigente estatal de Morena, Adán Augusto López, se ha convertido en un cacique que no busca consensos y que, al contrario, hostiga y descalifica a los representantes del movimiento. Las “ratas” que antes estaban en el PRI ahora apoyan a Morena y a López Obrador. Añadió que no es justo que un joven partido se esté llenando de corrupción. Luego mencionó como ejemplo al propio dirigente estatal, Adán Augusto López Hernández, quien en el 2000 fue coordinador de campaña del candidato priista a la gubernatura, Manuel Andrade Díaz, aunque más tarde el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) anuló la elección por fraudulenta. También a Ariel Cetina Bertruy, director del Instituto de Vivienda de Tabasco en el gobierno de Andrés Granier Melo, a quien Adán Augusto en 2008, entonces diputado local del PRD, denunció ante la PGR por multimillonaria transa en la adquisición de terrenos para edificar casas a los damnificados de la histórica inundación de 2007. Ahora Cetina Bertruy promueve a Morena y la figura de Adán Augusto mediante espectaculares por toda la ciudad, a través de su organización Ciudadanos en Acción. Además, al excandidato priista a la alcaldía de Centro y también exalcalde, Evaristo Hernández Cruz, implicado también en la transa de los terrenos para viviendas de los damnificados y a quien López Obrador tachó de corrupto. El diputado Morales Ruiz manifestó que permanecerá como diputado independiente, pues hasta ahora no tiene invitación para sumarse a otra bancada. El dirigente estatal de Morena respondió y aseguró que la renuncia del diputado Morales Ruiz no preocupa porque el partido está integrado por miles de tabasqueños con principios y dignidad. “Actitudes como las de José Atila no nos hace mella, este movimiento ha sufrido mucho de esos embates y ha sabido salir adelante”, expresó López Hernández y añadió que no remedia nada arrepentirse de haberlo llevado a la diputación plurinominal mediante sorteo de tómbola. “Lo que debemos de vigilar es que quienes sean nuestros candidatos sea gente con dignidad, pero los principios no se compran a la vuelta de la esquina, esto lleva todo un proceso de formación humana”, manifestó. Luego dijo que seguirán ocupados en la lucha que encabeza Andrés Manuel López Obrador y que gentes como los dos diputados que renunciaron a Morena, “salen con las ánforas llenas de dinero y quedan enterrados políticamente”. Apenas ayer había renunciado al PRI la diputada Zoila Margarita Isidro Pérez, siguiendo los pasos de su compañera de bancada, Patricia Hernández Calderón, que también dimitió al partido el pasado 31 de agosto. A principios de la legislatura, la diputada Leticia Palacios Caballero se separó del PVEM, por lo que ahora el Congreso está conformado con cinco legisladores independientes, 13 del PRD, seis del PRI, cinco del PVEM, dos del PAN, dos de Morena, uno del Movimiento Ciudadano y uno del PT, 35 en total. El PRD, por ser primera fuerza, preside la Junta de Coordinación Política (Jucopo), pero para seguir controlándola, en 2017 y 2018, necesita cinco diputados más en su bancada para sumar 18 y ser mayoría absoluta. De no lograrlo, en 2017 la Jucopo pasará a manos del PRI y del PVEM en 2018, por ser segunda y tercera fuerza política en el Congreso, respectivamente.

Comentarios