Red exige justicia en el cuarto aniversario del asesinato de la activista Rocío Mesino

jueves, 19 de octubre de 2017
GUANAJUATO, Gto. (apro).- La Red Nacional de Defensoras de Derechos Humanos recordó en el cuarto aniversario de su asesinato a la activista Rocío Mesino, promotora de las garantías de las comunidades indígenas en Guerrero, quien fue privada de la vida de varios disparos por la espalda en Atoyac y cuya muerte permanece impune. La Red señaló la impunidad prevaleciente por el actuar negligente de la Fiscalía de Guerrero, que perdió evidencia recabada en la escena del crimen; se niega a consignar como línea de investigación la labor de defensa de derechos que realizaba Rocío y ha ignorado las amenazas previas que recibió, particularmente de parte del expresidente municipal de Atoyac, Carlos Armando Bello Gómez. Por ello, se reiteró la petición de que la investigación de este caso sea atraída por la PGR, pues la Fiscalía de Guerrero “ha negado el acceso a la justicia a la familia de Rocío y a las personas que integran la Organización Campesina de la Sierra del Sur” –entre ellas familiares de detenidos y desaparecidos durante la guerra sucia–, misma que encabezaba Mesino Mesino al momento de su muerte. Incluso, el fiscal Javier Ignacio Ochoa Pérez ha pretendido llevar la investigación por un cauce que revictimiza a la defensora, al retomar antecedentes penales por acusaciones que le fueron imputadas por las propias autoridades en 2013, señalarla con vínculos con la guerrilla y pretender “fabricar” autores intelectuales y materiales en las personas de su hermana Norma Mesino y el chofer de ésta, al que quiso acusar de ser el asesino. “Quienes nos articulamos en la Red Nacional de Defensoras de Derechos Humanos en México (RNDDHM), mantenemos fresca la indignación y la rabia, a cuatro años del asesinato político de nuestra compañera Rocío. Nuestras llamaradas de coraje avivan ante la clara pretensión de la Fiscalía de Guerrero de perpetuar el estado de impunidad en que se encuentra el caso”, dice el mensaje de la Red integrada por 225 periodistas y defensoras de 24 estados. La impunidad en este crimen se suma a la de los asesinatos de 46 mujeres defensoras y periodistas cometidos en los últimos siete años, de los cuales una decena de casos ocurrió en Guerrero. En lo que va del año, dos mujeres defensoras han sido detenidas arbitrariamente, una asesinada y otra sufrió un atentado. La Red exigió investigar el asesinato de Rocío Mesino a partir de su actividad de defensa de los derechos humanos y activismo social, y se detenga a los responsables. Rocío Mesino fue regidora en el municipio de Atoyac (2009- 2012). Su padre Hilario fundó la Organización Campesina de la Sierra del Sur (OCSS) en 1994 junto con Benigno Guzmán. Su hermano Miguel Ángel Mesino fue asesinado en septiembre del 2005. El 19 de octubre de 2013, Rocío se encontraba con su hermana Norma supervisando la construcción de un puente provisional en la comunidad de Mexcaltepec cuando un hombre le disparó varias veces y huyó en una motocicleta.

Comentarios