Tribunal Electoral de Coahuila refrenda triunfo del priista Riquelme, aunque reconoce irregularidades

martes, 24 de octubre de 2017
SALTILLO, Coah. (apro).- El Tribunal Electoral del Estado de Coahuila refrendó el triunfo del candidato del PRI, Miguel Riquelme, a pesar de que reconoció que durante la pasada elección existió robo de urnas, irregularidad que consideró como “un hecho aislado”. Los magistrados Valeriano Valdés, Elena Treviño y Ramón Guridi desecharon 40 impugnaciones que presentó el Frente por la Dignidad de Coahuila, con las que solicitaron se invalidara la elección. Valdés y Treviño votaron en favor del dictamen final sobre las impugnaciones, pero el magistrado Ramón Guridi lo hizo en contra, con el argumento de que, debido al “cúmulo de irregularidades”, se debería anular la elección. Durante la sesión se leyó la ponencia que contenía las principales irregularidades. La magistrada Elena Treviño destacó que en las pruebas presentados por el Frente quedó documentado el “robo de urnas”, pero consideró esa ilegalidad “un hecho aislado” que no alteró el resultado final de la elección. El dictamen final sobre los votos fue modificado para que el PRI obtuviera el triunfo con más de 473 mil sufragios contra 445 mil del abanderado del PAN, Guillermo Anaya. Los magistrados rechazaron las impugnaciones sobre el mal manejo de 23% de los paquetes electorales; las irregularidades para los nombramientos de representantes de casilla y el rebase de los topes de campaña por el candidato del PRI. En la ponencia final reconocieron que hubo irregularidades en el Conteo Rápido ya que no se contó más de 28% de las actas, pero argumentaron que “no alteraron el resultado final de la elección. Protesta previa Antes de que iniciara la sesión, los candidatos del Frente por la Dignidad de Coahuila se manifestaron frente a la sede del Tribunal para exigir que los magistrados respeten la voluntad de los ciudadanos o, de lo contrario, serán recordados como “los hombres que propiciaron el fraude más grande en la historia de Coahuila”. Guillermo Anaya, excandidato panista a la gubernatura; Armando Guadiana, abanderado de Morena; Ángel Pérez, del PT; y los independientes Javier Guerrero y Luis Horacio Salinas encabezaron la protesta a la que asistieron unos cinco mil ciudadanos. “El pueblo de Coahuila los está observando. Todos queremos que exista justicia por los cauces legales”, aseguró Guillermo Anaya, al mandar un mensaje a los magistrados del Tribunal Electoral. Luego, destacó que cambiaron la hora de la protesta, la cual estaba programada para la tarde, debido a que los magistrados arrancaron este mediodía la sesión en la que deberán resolver las impugnaciones que presentó el Frente. “Los tres magistrados pueden salir el día de hoy con la frente en alto y podrán ver a los ciudadanos y a sus hijos a los ojos por haber respetado la ley, por haber hecho justicia a los coahuilenses”, afirmó Anaya en su discurso. “Pero también pueden salir como las mujeres y los hombres que propiciaron el fraude más grande de la historia de Coahuila y les vamos a decir que no lo vamos a permitir”, añadió. Los candidatos del frente que tomaron la palabra coincidieron en que no permitirán el fraude electoral en Coahuila y advirtieron que, si es necesario, viajarán a la Ciudad de México con la gente de Coahuila para protestar. Entre las irregularidades que presentó el Frente al Tribunal Estatal Electoral están el robo de urnas, la violación de sellos en las bodegas que resguardaron los paquetes; y la manipulación del 23 por ciento del material electoral por funcionarios del IEC. También la suplantación de funcionarios del INE por priistas, la instalación irregular de Casillas, la intromisión del gobierno del estado, la coacción del voto y el desvío de recursos públicos, entre otras. Al término de la sesión, los manifestantes gritaron consignas contra los magistrados acusándolos de “vendidos”. Tras el fallo del Tribunal Electoral de Coahuila, la validez de la elección ahora dependerá del dictamen final del Tribunal Federal Electoral.

Comentarios