Dos años después, CDHE emite recomendación por negligencia médica en Puebla

miércoles, 1 de febrero de 2017
PUEBLA, Pue. (apro).- La Comisión de Derechos Humanos de Puebla (CDHE) emitió una recomendación a la Secretaría de Salud del estado por violencia obstétrica contra una mujer embarazada que perdió a su bebé en diciembre de 2014, luego de que tardaron cinco días para determinar que requería una cesárea. A dos años de los hechos, el ombudsman local pide se proporcione a la mujer afectada atención psicológica, así como capacitación al personal del Hospital de la Mujer y Neonatología de Tehuacán, donde ocurrió la presunta negligencia, además de iniciar un proceso administrativo contra los funcionarios responsables. Esta recomendación se suma a otras tres emitidas durante los últimos 14 meses por la CNDH contra el gobierno estatal por situaciones similares en las que mujeres perdieron a sus recién nacidos por negligencia médica, dos de ellas indígenas procedentes de la Sierra Norte. La recomendación 02/2017, emitida por la CDHE, precisa que el 17 de diciembre de 2014 una mujer se presentó? con dolores de parto por un embarazo de 38.5 semanas de gestación en el Hospital Integral de Tlacotepec de Benito Juárez, pero fue atendida hasta el día 18. El día 19 el personal médico de ese nosocomio determinó enviar a la mujer al Hospital de la Mujer y Neonatologi?a de Tehuaca?n, luego que presentara complicaciones con su parto, aunque en esa unidad médica no había el equipo quirúrgico para atenderla. Aunque ese mismo día la mujer se presentó en el hospital indicado con trabajo de parto, fue hasta el 21 de diciembre cuando se determinó que la resolución del embarazo sería por vía de cesárea, “habiendo transcurrido más de 72 horas desde el primer diagnóstico de trabajo de parto fase latente”. Aparte de esto, refiere que el personal de ese nosocomio no hizo una vigilancia del recién nacido, quien sufrió? un evento hipo?xico isque?mico. De acuerdo con la queja, cuando la mujer pidió al director del hospital que su hijo fuera valorado por un neuropediatra, el funcionario le respondió? que ya sabía lo que tenía y que sólo era de esperarse su deceso. El bebé nació con daños neurológicos y murió en marzo de 2015, por lo que la joven madre decidió interponer la queja ante la CDHE, institución que tardó casi dos años en dar respuesta. Los otros casos de partos mal atendidos se presentaron en los hospitales de Acatlán de Osorio, Cuetzalan y Pahuatlán. La recomendación más reciente resuelta por la CNDH es la del 28 de noviembre, derivada de violaciones a los derechos de protección a la salud de una mujer y a la vida de su recién nacido en el Hospital General de Cuetzalan. Los familiares de Stephanie Márquez, mujer que perdió a su bebé por presunta negligencia médica, denunciaron a la prensa que personal de la Secretaría de la Contraloría estatal les ofreció el pago de 20 mil pesos para dar por cumplida la recomendación. En una conferencia realizada en el Centro Nacional de Comunicación Social (Cencos), en la Ciudad de México, la familia de Márquez acusó que era acosada por personal de gobierno para que aceptara sólo el dinero y dejaran de reclamar la reparación integral por los daños causados. En la recomendación 54/2016 de la CNDH se constató que la mujer no tuvo atención médica adecuada y oportuna al estar 19 horas en trabajo de parto sin ser ingresada al hospital para diagnóstico y vigilancia estrecha por tratarse de un embarazo de término, lo que derivó en la muerte de su recién nacido. Pero aún, al nacer el bebé fue atendido por un médico residente, el cual no fue supervisado por un médico titular.

Comentarios