Familias de víctimas reclaman a exalcaldesa de Jojutla por irregularidades en fosas

sábado, 25 de marzo de 2017
JOJUTLA, Mor. (proceso.com.mx).- Familiares de víctimas reclamaron enérgicamente a diputados locales, en particular a Hortencia Figueroa Peralta, exalcaldesa perredista de Jojutla, por las irregularidades encontradas en las fosas ubicadas en el panteón de la colonia Pedro Amaro. A las 7:57 de la mañana, la exedil arribó al cementerio, acompañada de sus homólogos, la panista Norma Alicia Popoca Sotelo y Francisco Santillán Arredondo, de Nueva Alianza. Rodeada de guardaespaldas y asistentes, y acompañada del fiscal Javier Pérez Durón, fueron encarados a unos metros de las fosas por familiares de víctimas. María Concepción y Amalia Hernández, madre y tía de Oliver Wenceslao, víctima de las fosas de Tetelcingo, reclamaron la “irresponsabilidad” de las autoridades municipales del Cabildo de Jojutla que encabezó Figueroa Peralta de 2012 a 2015. Además, le exigieron que se pusiera un traje Tivek y que se metiera a la “zona cero” donde se encuentran las fosas, a observar el trabajo que se hace y las irregularidades que se están encontrando. “No es una fiesta, no necesita vestirse bien, póngase el traje con nosotras y entre”, le soltó Amalia. “Me gustaría que pasara y que percibiera y que sintiera. Le hago la primera invitación, quédese con nosotros y nada más va ser el día de hoy, no necesita más. No es una fiesta, no necesita ir de pipa y guante, así como viene, se pone el Tivek y nos metemos”. Pero no se quedó ahí, Amalia fue más allá y le lanzó otra invitación: “Usted dice que en cuanto a la fosa de Jojutla usted no ha sido llamada a declarar. Pero cuando uno quiere hacer las cosas, no es necesario que la llamen, uno va y hace las cosas. Si usted gusta, en este momento mi obligación moral es estar aquí, pero si usted gusta, yo pido permiso, pido perdón a lo que estoy haciendo, que me disculpen, y ahorita la acompaño en estos momentos, a que usted vaya y declare. Denuncia estos hechos”, propuso. “Pero yo necesito acciones ya, no necesito acciones la semana que entra, si de verdad quiere y vino a dar el apoyo, hágalo de una vez”. “Cuando me dijeron que venía, quería recibirla vestida con mi traje Tivek y darle un abrazo, pero no uno fraterno, sino para transmitirle el olor, no el dolor de las víctimas, el olor de lo que está pasando allá dentro. Es algo bestial, no lo puedo describir de otra manera, con decoro, lo que está pasando allá dentro, el ver la manera en que fueron tratadas esas personas”, expuso. Luego, Hortencia Figueroa intentó defenderse, diciendo que una de las cosas que hizo en cuanto llegó a la administración municipal en noviembre de 2012, fue construir una barda perimetral. “Lamentablemente se metían animales que incluso estaban sobre las tumbas. Y bueno, hubo la necesidad de mejorar las condiciones del panteón municipal. Y en su momento, insisto, todo el protocolo, lo correspondiente a las acciones físicas de la diligencia (de inhumación) correspondió al personal que llevó a cabo los trabajos, y que en su momento, quien estaba al frente fue la doctora Blanca Andrea Vega Vargas”, quien se desempeñaba como coordinadora de Servicios Periciales de la subprocuraduría sur poniente. Ante esta respuesta, Amalia Hernández respondió: “Le hice dos invitaciones: la de ingresar a las fosas y la de acompañarla a declarar ante la autoridad, pero no quiero perder el tiempo, la dejo en su postura como política. “Perdón señores, yo no pierdo el tiempo, allá hay gente que necesita ser identificada, allá hay madres que están buscando a sus hijos. La política, ahí quédese usted”, se dio la media vuelta y se dirigió a las fosas. Entonces tomó la palabra María Herrera, madre de cuatro desaparecidos, habló a favor de la Universidad Autónoma del Estado de Morelos (UAEM), por la auditoría que el Congreso local aprobó para la gestión universitaria en mayo pasado, cuando se abrieron las fosas de Tetelcingo. Por su lado, Valentina Peralta, de la Red Eslabones, invitó de nueva cuenta a Hortencia Figueroa a ingresar a la zona 1, “al menos una hora, para que entiendas lo que estamos viviendo”. Los tres diputados se reunieron aparte con el fiscal y luego de 10 minutos se retiraron de la zona. Figueroa Peralta se fue del cementerio visiblemente molesta con lo ocurrido. En la fosa de Jojutla, mientras tanto, al medio día, los equipos periciales habían exhumado 32 cuerpos de la fosa y atendiendo el número que informó la Fiscalía sobre inhumados, faltarían tres, aunque el alcalde actual de Jojutla, Alfonso de Jesús Sotelo Martínez, aseguró la víspera que habría otra fosa con 15 cuerpos más.