Corte ordena a juez reponer procedimiento en caso de reportera golpeada en Guanajuato en 2014

miércoles, 5 de abril de 2017
CIUDAD DE MÉXICO (apro).- La Segunda Sala de la Suprema Corte (SCJN) resolvió que un juez de distrito deberá reponer un procedimiento relativo a un amparo solicitado por los defensores de la reportera Karla Silva Guerrero, por el uso indebido de la fuerza y estructura de seguridad pública por parte del gobierno municipal de Silao, del que se habría servido el exalcalde Benjamín Solís Arzola para mandarla golpear y amenazar en 2014. El amparo, cuyos efectos serían retirar el mando de la fuerza pública al municipio para dejarlo en manos del estado, fue denegado por el juez décimo de distrito de Irapuato, José Guadalupe Bustamante Guerrero, quien se ha reconocido como amigo y excompañero de estudios de Solís Arzola, actualmente preso de manera preventiva en un centro penitenciario estatal. Será este mismo juez quien, por mandato de la Corte, deberá conocer nuevamente del caso, debido a que los abogados de la Clínica Jurídica del Centro de Investigación y Docencia Económicas(CIDE), que representan a Karla Silva, presentaron como prueba superviniente la copia certificada de la audiencia en la cual el exedil de Silao, el priista Enrique Benjamín Solís Arzola, fue vinculado a proceso, acusado de instigar el ataque contra la reportera en las oficinas del periódico El Heraldo en Silao. En este caso también se vinculó a proceso y se sentenció a quien entonces fungía como director de Seguridad Pública, Nicasio Aguirre, y al subdirector Jorge Alejandro Fonseca Durán. En el amparo se señala la omisión de las autoridades municipales responsables de la seguridad pública de brindarle protección y seguridad a Karla Silva como persona y como periodista. Inicialmente, el proyecto presentado por la magistrada Margarita Luna Ramos negaba el amparo para la reportera por “inexistencia del daño reclamado”, pues supuestamente no hay pruebas de que la comunicadora solicitó el auxilio de las autoridades cuando fue atacada junto con su compañera Adriana Palacios en las oficinas del periódico. Y es que en el momento en que fue interpuesto el amparo, Solís Arzola no había sido detenido ni vinculado a proceso. Actualmente permanece en prisión preventiva Al valorar la prueba superviniente que imputa al exalcalde la autoría intelectual de la agresión en contra de la reportera, se desechó el proyecto de dictamen presentado por la magistrada Luna Ramos, y se ordenó remitir nuevamente al juez décimo de distrito de Irapuato el amparo para que éste revise la prueba y reponga el procedimiento. A la salida de la sesión, acompañada de sus abogados y la directora de Las Libres, Verónica Cruz, la reportera Karla Silva dijo vía telefónica a Apro: “Ahora se tendrá que valorar que ellos tuvieron una participación, esperamos que el juez de distrito asuma una nueva postura y valore estas pruebas que se entregaron”. Aunque la reportera también dijo lamentar que los ministros no hubieran resuelto directamente el tema. “Me hubiera gustado que la Corte decidiera entrarle a resolver esta situación de fondo, para propiciar la seguridad, no sólo mía sino de todos los periodistas en el país. Que los funcionarios, autoridades y más dejen de utilizar las estructuras del poder para violentar a periodistas”, señaló.