En Veracruz, Morena y el PAN cobijan a 'chapulines” y excolaboradores de Duarte

viernes, 30 de marzo de 2018
XALAPA, Ver. (apro).- Las campañas políticas correspondientes a la elección federal 2018, donde se elegirán 500 diputados federales y 128 senadores en el país, significó una oportunidad para que en Veracruz, expriistas, políticos cercanos al exgobernador Javier Duarte de Ochoa y expanistas busquen una nueva oportunidad en el servicio público, mediante otro partido. En la segunda fórmula al Senado de la República, Morena decidió postular a Ricardo Ahued Bardahuill, empresario xalapeño que ha sido diputado local, diputado federal y exalcalde de Xalapa, todos esos cargos obtenidos a través del PRI. En la suplencia de la primera fórmula al Senado por Morena es postulada la empresaria periodística, Mónica Robles de Hilmán quien hace tres años fue diputada local de la coalición PRI-PVEM –a propuesta del priista Javier Duarte- y cuyo esposo, Iván Hilmán fue Secretario de Turismo y alcalde de Coatzacoalcos en el sexenio de Duarte. A nivel local, la empresaria radiofónica y expanista Ana Miriam Ferraez, será candidata de Morena a la diputación local de Xalapa, distrito de donde quiso ser alcaldesa por el PAN, pero perdió en la elección pasada, precisamente frente al candidato morenista, Hipólito Rodríguez, hoy primer edil. El exmilitante del PRI y de Nueva Alianza, el líder magisterial Gustavo Moreno Ramos, buscará una diputación plurinominal por Morena, aunque actualmente ostenta la legislatura suplente del PRI-PVEM por el distrito de Martínez de la Torre. El exdiputado local priista de Pánuco y exalcalde de la coalición PRI-PVEM por esa ciudad, Ricardo García Escalante –hijo del excontralor de Duarte, Ricardo García Guzmán buscará la diputación federal por dicho distrito, pero ahora en el PAN. Renato Tronco Gómez, alcalde en dos periodos de Las Choapas y diputado local en dos ocasiones, ha militado en el PRI, PVEM, Movimiento Ciudadano y en el PAN, partido al que regresa para ser candidato a legislador federal por el distrito de Coatzacoalcos. Su regreso al PAN, lo condicionó a cambio de candidaturas para su nuera, Marisela Uribe Esquivel candidata a la diputación federal por el distrito de Minatitlán y unan legislación local para su hermano Alejandro Miguel Tronco. No aceptó militar en Morena, porque este instituto político únicamente le ofrecía una candidatura. Eduardo Sánchez Macías, empresario periodístico, exdiputado local que militó en el PRI, PVEM, Nueva Alianza y el año anterior en el Movimiento Ciudadano, ahora es abanderado por el PAN como candidato a diputado federal por el distrito de Martínez de la Torre, ello, pese a su estrecha cercanía en el pasado con el priista, Javier Duarte. A nivel local, el exdiputado local de Morena, Sebastián Rodríguez Arellano buscará volver a ser legislador local, aprovechando la figura jurídica de la reelección, pero ahora por el PAN. El PRI, tras 88 años de ser gobierno en Veracruz, irá a su primera elección siendo oposición, razón por la que un escaneo en su registro de candidatos a diputados federales y aspirantes al Senado de la República no llevan ningún político exiliado de PAN, PRD o Morena. Incluso el PRI, ubicado en las encuestas locales en un lejano tercer lugar, sufrió una severa desbandada de militantes quienes tras el “efecto Duarte” prefirieron refugiarse en otros institutos políticos.

Comentarios