Linchan y queman vivos a presuntos robachicos, ahora en Hidalgo

jueves, 30 de agosto de 2018
CIUDAD DE MÉXICO (apro).- En otro intento de aplicar justicia por propia mano, pobladores de Santa Ana Ahuehuepa, municipio de Tula, Hidalgo, quemaron viva a una pareja acusada de robar a menores de edad en la región; el hombre murió y la mujer resultó con heridas graves. Datos de la Secretaría de Seguridad Pública municipal indican que los habitantes señalaron a la pareja por tratar de robar a un niño de 11 años de la región y de inmediato la gente los retuvo, golpeó, amarró y les prendió fuego. El hombre murió en el lugar, mientras que la mujer fue rescatada por policías municipales y estatales y llevada por personal médico al Hospital Regional de Tula-Tepeji, donde se reporta grave por las quemaduras de tercer grado en la mayor parte del cuerpo. La Procuraduría General de Justicia del Estado de Hidalgo (PGJEH) abrió la carpeta de investigación sobre el caso para deslindar responsabilidades. Sobre el hecho, la Secretaría de Seguridad Pública estatal (SSPH) informó que hasta el momento no tienen identificadas bandas de robachicos, como se ha manejado en redes sociales en las últimas horas y pidió a los ciudadanos verificar la información que comparten. Apenas la semana pasada, habitantes del municipio de Chilcuautla, en el Valle del Mezquital, lincharon y quemaron vivo a un presunto ladrón acusado de hurtar una camioneta. Horas después el sujeto murió en el Hospital Regional del Valle del Mezquital por las quemaduras de tercer grado que sufrió. Ayer, en San Vicente Boquerón, municipio de Acatlán de Osorio, Puebla, quemaron vivas a dos personas a las que acusaron de tratar de robarse a dos niños.

Comentarios