Preocupa al CED posible 'carpetazo” de la CNDH al caso de Daniel Ramos Alfaro

martes, 15 de octubre de 2019
CIUDAD DE MÉXICO (apro).- El Comité contra la Desaparición Forzada (CED), de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), manifestó su preocupación por la falta de investigación a fondo en el caso de Daniel Ramos Alfaro, presuntamente detenido y desaparecido por militares en 2013. Lo anterior, ante el eventual “carpetazo” a ese asunto por parte de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH). De acuerdo con la Comisión Mexicana de Defensa y Promoción de Derechos Humanos (CMDPDH), el caso de Ramos Alfaro fue notificado en la Acción Urgente 10/2013, sin que hasta ahora se haya esclarecido en el ámbito judicial, en tanto que la CNDH –subrayó--pretende “formular un proyecto de acuerdo de no responsabilidad por violaciones a derechos humanos”. La organización recordó que Ramos, un instructor del Consejo Nacional de Fomento Educativo (Conafe) en el estado de Michoacán, desapareció el 2 de octubre de 2013, mientras transitaba entre los poblados de Betania y Nuevo San Martín, hechos en los que “la evidencia apunta a que el Ejército mexicano tuvo participación”. Sin embargo, “a más de cinco años de su desaparición, el Estado mexicano no ha podido esclarecer el destino o paradero de Daniel, y no ha logrado identificar o llevar a la justicia a ninguno de los perpetradores”, resaltó la CMDPDH en un comunicado. La organización explicó que, por la desaparición de Daniel, la CNDH abrió un expediente, mismo que recientemente intentó cerrar, explicando que “su investigación se había limitado a la lectura del expediente que obra en la Fiscalía General de la República por la desaparición de Daniel, y que la única autoridad investigada fue la Secretaría de la Defensa Nacional, a pesar de que la CMDPDH había solicitado a la CNDH que investigaran a todas las autoridades involucradas”. La CMDPDH recurrió al CED ante la intención de la CNDH de “cerrar el expediente con un acuerdo de no responsabilidad”, por lo que el organismo de la ONU requirió al Estado mexicano el pasado 24 de septiembre. Según la comunicación enviada por el CED al Estado mexicano, en el caso es indispensable “asegurar que cualquier decisión de cerrar el expediente de la investigación de la desaparición del señor Daniel Ramos Alfaro por parte de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos sea tomada únicamente después de haber agotado el análisis de toda la información alcanzable y la investigación de todas las hipótesis posibles”. El CED se mostró preocupado porque la CNDH “tomó una sola declaración de un familiar de Daniel Ramos para orientar su línea de investigación”, aunado a que omitió “investigar la responsabilidad del Conafe y de la entonces Procuraduría General de la República”. Tras destacar su inquietud por la intención de la CNDH de cerrar su investigación, reconoció que en una reunión sostenida con el primer visitador Ismael Eslava Pérez “ordenó mantener abierto el expediente de queja por la desaparición de Daniel Ramos Alfaro, así como investigar a todas las autoridades que pudieran tener algún tipo de responsabilidad en su desaparición”. La CMDPDH celebró que el CED “se haya pronunciado sobre el actuar de un organismo nacional de derechos humanos, y que el Primer Visitador haya respondido favorablemente a las necesidades del caso”. De igual manera, exigió que la CNDH “emita una recomendación en donde reconozca que Daniel Alfaro fue desaparecido forzadamente por el Ejército mexicano en un contexto en el que el Conafe no adoptó las medidas necesarias para garantizar la seguridad e integridad de sus instructores”.

Comentarios