Legislatura mexiquense exige desconocer ampliación de mandato al líder del Suteym

miércoles, 30 de octubre de 2019
TOLUCA, Edomex., (apro).- Con la abstención de 10 diputados del PRI, la Legislatura mexiquense hizo un exhorto al Tribunal estatal de Conciliación y Arbitraje para que rechace la ampliación de mandato del secretario general del Sindicato Único de Trabajadores de los Poderes, Municipios e Instituciones Descentralizadas del Estado de México (Suteym), Herminio Cahue Calderón, por considerar que viola la ley. De acuerdo con el diputado petista Luis Antonio Guadarrama, quien promovió el punto de acuerdo --avalado de urgente y obvia resolución--, la reforma laboral publicada en el Diario Oficial de la Federación (DOF), el pasado 1 de mayo, determina que las dirigencias sindicales se eligen mediante el voto directo, personal, libre y secreto de los agremiados. Por tanto, destacó, su aplicación debe ser universal. “Esta regla de oro de la democracia sindical no puede ni debe ser desoída o negada por ninguna autoridad, o ser aplicada para unos trabajadores y para otros no”, pues su intención es terminar con el “charrismo sindical”, es decir, con los sindicatos que no defienden los derechos de los trabajadores, abundó. Guadarrama Sánchez recordó que cuatro días antes de que concluyera su perido al frente del Suteym (2015-2019), en asamblea realizada el 11 de octubre el secretario general y sus incondicionales “acordaron crear la obtusa figura de ampliación de mandato, contraviniendo toda norma democrática y violentando el principio de no reelección establecido en la Ley del Trabajo de los Servidores Públicos”. “La pretensión de los dirigentes era, con el apoyo de las autoridades, disfrazar la reelección que está prohibida por ley”, señaló. En consecuencia, cientos de trabajadores afiliados al Suteym pidieron al Tribunal estatal de Conciliación y Arbitraje desconocer a Cahue Calderón y a todo su comité ejecutivo “por violaciones a la ley y por haberse construido a la medida una amañada decisión antidemocrática para continuar al frente del sindicato”. Añadió: “Estos líderes han gozado, hasta hoy, de la protección e impunidad de las autoridades del Trabajo. Por eso no dudaron en quebrantar la ley… Con esa mentalidad arbitraria inventaron una artimaña para mantenerse en el poder mediante una ilegal figura de ampliación de mandato por cuatro años más”. La decisión, dijo, es un acto de provocación y desprecio a las normas establecidas. “Esto tiene que terminarse. Los trabajadores necesitan sindicatos verdaderos que los defiendan y no corruptos que usen el poder para amasar fortunas”. Este sindicato, sostuvo, tiene más compromisos con el grupo gobernante que con la defensa de los derechos de los trabajadores, pues todos sus dirigentes le deben el cargo al gobernador en turno y siempre han tenido una función electoralmente clientelar. “La democracia no ha existido nunca en el Suteym (…) No menos denigrante es el acoso y las represalias para quienes exigen respeto y democracia sindical”, denunció Guadarrama Sánchez. De igual manera, advirtió como “prioritario para la salud de las instituciones públicas que este sindicato deje de ser un ente corrupto, en el que predomina el tráfico de influencias y el ejercicio del poder discrecional, así como los negocios por el control de las plazas sindicales”. Es impostergable democratizar el sindicato, que sean los trabajadores quienes elijan libremente a sus representantes, y “evitar un atraco en contra de la legalidad y de la democracia sindical, perpetrado mediante la arbitraria figura de ampliación de mandato, en detrimento de los derechos de los trabajadores afiliados al Suteym”, recalcó el petista. Finalmente, acusó que el grupo gobernante del Estado de México sigue empecinado en mantener el control de los sindicatos y afectar a la clase trabajadora. “Basta señalar el silencio cómplice que han tenido en relación con el intento de privatización de las pensiones, la abrogada Ley del Mazo o el alevoso outsourcing”. Permitir la ampliación de mandato a Cahue Calderón dejará en evidencia que hay demagogia institucional y, en consecuencia, se dará la espalda al esfuerzo de democratización de las instituciones públicas, concluyó.

Comentarios