Chihuahua firma convenio de colaboración con el equipo argentino forense

miércoles, 27 de marzo de 2019
CIUDAD DE MÉXICO (apro).- Una vez que concluyó el trabajo con tres fosas de los municipios de Cuauhtémoc, Carichí y Cusihuiriachi en donde lograron la identificación de 15 personas desaparecidas en la región occidente, el Equipo Argentino de Antropología Forense firmó un nuevo convenio de colaboración con el gobierno de Chihuahua. El acuerdo fue firmado por el gobernador Javier Corral Jurado, con Mercedes Doretti, directora para Norte y Centroamérica del EAAF; Ruth Fierro Pineda, coordinadora general del Centro de Derechos Humanos de las Mujeres; Patricia Vázquez, integrante del colectivo de familiares de personas desaparecidas de la ciudad de Cuauhtémoc y organismos americanos. El objetivo es fortalecer las capacidades institucionales en materia de personas víctimas de desaparición y desarrollar actividades conjuntas, con el apoyo de Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID). La firma de este nuevo convenio les permitirá crear mecanismos de cooperación para mejorar las prácticas de atención, investigación, búsqueda e identificación en casos relacionados con la desaparición de personas y continuar con la identificación de los restos localizados en las tres fosas con las que trabajaron: el rancho Dolores, rancho El Mortero y brecha El Porvenir, de los municipios de Cuauhtémoc, Cusihuiriachi y Carichí, respectivamente. Otro fin del convenio es facilitar capacitaciones, intercambio y difusión de información especializada en temáticas forenses; analizar los desafíos que existen a nivel estatal en relación al estatus de procesamiento y registro de restos no identificados, así como conseguir la identificación de restos con un alto grado de complejidad forense. En la firma también participaron Benjamín Garrett, director general adjunto de la Oficina de Justicia de USAID México; Laurie Trost, cónsul general adjunta del Consulado de los Estados Unidos en Ciudad Juárez y César Augusto Peniche Espejel, fiscal general. El acuerdo es trabajar de manera coordinada para dar cumplimiento a los compromisos, que tienen como prioridad el combate a la impunidad y contribuir al acceso a la justicia para las víctimas de desaparición y sus familias. El convenio anterior fue firmado el día 3 de diciembre de 2016. El EAAF analizó 43 contenedores con un número indefinido de pequeños fragmentos óseos, de los que se seleccionaron 233 con posibilidades de obtener información genética. Una vez que procesaron los fragmentos, obtuvieron 29 perfiles genéticos individuales, que al compararse con los perfiles de familiares de 140 personas desaparecidas en Cuauhtémoc y sus alrededores, identificaron a quince personas desaparecidas principalmente el año 2011.

Comentarios