Exalcaldesa del PRI libra acusación de peculado por poner en la nómina municipal a su estilista

viernes, 27 de septiembre de 2019
LEÓN, Gto. (apro).- La exalcaldesa y exdiputada federal del PRI Bárbara Botello Santibáñez, se libró de ser vinculada a proceso por una acusación de peculado hecha por la Fiscalía General del estado. Este es uno de los numerosos procesos que enfrenta la expresidenta municipal del PRI por señalamientos de peculado presuntamente cometido durante su gestión como alcaldesa de León en el periodo 2012-2015, el cual no concluyó porque pidió licencia como candidata a una diputación federal. En audiencia celebrada este viernes en una sala de oralidad penal del Supremo Tribunal de Justicia del estado, el juez Francisco Medina Meza determinó que no se presentaron los elementos suficientes para imputar este delito a la exalcaldesa, específicamente en el caso de la contratación de una mujer que era su maquillista personal, quien durante su trienio fue inscrita como empleada municipal pero no cumplía ninguna actividad en la administración. La mujer había sido empleada de Botello Santibáñez por lo menos desde el 2011 y la había registrado a través de su despacho jurídico. Pero cuando la priista se convirtió en alcaldesa, su empleada fue ingresada a la nómina de la Secretaría de Seguridad Municipal aunque sin cargo, y cobró por al menos dos años, según la acusación y datos de prueba presentados por la fiscalía estatal. En su resolución tras escuchar los datos de prueba presentados por ambas partes, el juez concluyó: “los hechos proporcionados no resultan suficientes para poderlos embonar en el hecho que la ley sen?ala como el delito de Peculado contemplado en el artículo 248 del Co?digo Penal Vigente en el Estado, por lo que con fundamento en el artículo 319 del Co?digo Nacional de Procedimientos Penales se dicta auto de no vinculación a proceso” a María Bárbara Botello Santibáñez. “Me da gusto que se me haya dado oportunidad de defenderme, que se escucharan también mis pruebas…se estuvo cinco años integrando una averiguación con ánimo de imputarme el delito que fuera”, señaló la propia exalcaldesa al salir de la audiencia, que duró más de cinco horas. Dijo que dejará a la ciudadanía que analice si el proceso fue un ataque político. “Lo importante es que se me ha exonerado de una causa, de un delito por el que durante cinco años se me estuvo imputando y se me estuvo desprestigiando”. Sostuvo que el más alto honor que pudo tener en su vida fue ser la presidenta municipal de León, su ciudad. “Muchos de los que están aquí –dijo señalando a sus abogados- fueron parte de los resultados”. Luego, en sus cuentas de redes sociales, publicó este mensaje con una fotografía en el exterior de las salas de oralidad acompañada por sus abogados –entre ellos quien fuera secretario del ayuntamiento en su gestión, Martín Ortiz García-: “Muy contenta, porque después de cinco años pude defenderme y por tanto demostrar mi inocencia. Hoy el Juez determinó que no hay delito de peculado en mi contra. Gracias a mi equipazo de abogados que han hecho un gran trabajo”.

Comentarios