Hacienda llama a rector de la UAEH para que aclare el origen de 487 mil 222 pesos

lunes, 12 de octubre de 2020
CIUDAD DE MÉXICO (apro).- El rector de la Universidad Autónoma del Estado de Hidalgo (UAEH), Adolfo Pontigo Loyola, fue requerido por la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) para que aclare el origen de 487 mil 222 pesos. La gestión de Pontigo, que inició en marzo de 2017, coincide con la última parte del período en el que la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) detectó un esquema de sustracción de recursos en la UAEH a través de una empresa fachada --Contabilidad del Siglo XXI--, cuatro despachos contables y una firma constituida por un prestanombres (testigo colaborador en el caso), bajo las órdenes de Gerardo Sosa Castelán, actualmente preso en el penal de máxima seguridad del Altiplano. Nota relacionada: Rector de la UAEH y hermanos de Gerardo Sosa Castelán promueven amparos contra detenciones El rector, quien a través de amparos ha buscado la protección federal para evitar una probable detención, es uno de los principales personajes cuya situación patrimonial y operaciones bancarias examina la UIF, que congeló sus cuentas desde el año pasado, cuando también bloqueó las de Sosa Castelán. Aunque afirmó que se trata de un asunto personal "en el terreno del pago de impuestos, totalmente ajeno" a la UAEH, la postura de Pontigo Loyola respecto al requerimiento de Hacienda fue enviada por la institución académica través de un comunicado. En ella expuso que, en el contexto del ejercicio de los derechos que le asisten como ciudadano y contribuyente, atenderá el requerimiento de la autoridad relativo a obligaciones fiscales. "El rector debe ser un ejemplo de atención a los requerimientos que hace cualquier tipo de autoridad y evitar confusión en el proceso jurídico que lleva a la UAEH en torno a la liberación de cuentas", apuntó. Reportaje especial: Sosa Castelán, el ejidatario Gerardo Sosa Castelán, quien fungió como presidente del Patronato Universitario, fue detenido el 31 de agosto, en la Ciudad de México, por el presunto lavado de 58.2 millones de pesos. El pasado 6 de septiembre fue vinculado a proceso. En la imputación que hizo la Fiscalía General de la República (FGR), basada en la investigación de la UIF, reclamó que Sosa Castelán mantuviera indebidamente el control político y económico de la UAEH, dando órdenes a toda la estructura universitaria, incluido Pontigo Loyola.

Comentarios