Coronavirus

“No se va a enojar Cristo” si no se hacen posadas, dice El Bronco

El gobernador de Nuevo León aseguró que no habrá afectaciones a la fe si las personas no se reúnen, como es la costumbre, para honrar al Niño Dios
viernes, 18 de diciembre de 2020

MONTERREY, NL (apro).- El gobernador Jaime Rodríguez pidió a la ciudadanía que se abstenga de salir de casa para evitar contagios de covid-19, y pidió a los católicos que no se reúnan en casa, pues Cristo no se enojaría si se abstienen de celebrarlo con las tradicionales posadas.

En la conferencia de prensa del jueves, al hacer un llamado en forma de súplica a la población para que no hiciera aglomeraciones de fin de año en establecimientos comerciales y en los templos, “El Bronco” dijo que la prioridad, ahora, es evitar contagios.

Aseguró que no habrá afectaciones a la fe si las personas no se reúnen, como es la costumbre, para honrar al Niño Dios y celebrar las fechas decembrinas, con posadas empresariales e institucionales.

“Nosotros les estamos avisando que la mejor manera de poder pasar con vida y salud (esta Navidad), es que no hagan posadas, la fiesta de Navidad. No se va a enojar Cristo. Cristo nos quiere vivos, a salvo, quiere que sigamos siendo padres y madres de familia, hijos o hermanos. Si la sociedad no entiende esto, qué más podemos hacer”, dijo durante la lectura del semáforo epidemiológico en el estado.

Adelanta reapertura de negocios

El mandatario anunció que adelantaba la reapertura de establecimientos los fines de semana como una forma de reactivar la economía en la entidad, después de una veda previa en la que evitó que los días sábados y domingos, de las dos semanas anteriores, abrieran establecimientos no esenciales.

Sin embargo, el mandatario sin partido pidió a la ciudadanía y a los propietarios de los establecimientos comerciales que observaran un buen comportamiento en estos días de fin de año, con sana distancia y apertura únicamente en horarios permitidos.

La iglesias estarán abiertas, pero con solo un 30% de su capacidad.

“¿Qué hacemos en una sociedad que cree que comprar un juguete es más importante que la propia vida? Confío en que la sociedad va a ser consciente. No tenemos qué tener un policía en cada negocio. Confío en que los dueños de los negocios sean conscientes. A eso le apostamos”, expuso.

Rodríguez Calderón pidió a la población acostumbrarse a la nueva normalidad, para que asuma hábitos diferentes a los del pasado, pues el coronavirus cambió, para siempre, la manera en que la gente debe convivir en México.

“Es difícil entender el reclamo (de la gente) que quiere tener todo como antes y hoy no se puede. Tenemos que entender que nada es como antes: ni el negocio, ni la familia, ni la casa. Tendremos más navidades si cuidamos nuestra vida o esta puede ser nuestra última navidad”, advirtió.

Comentarios