Doble feminicidio en Puebla: hallan maniatadas y calcinadas a madre e hija en Acajete

lunes, 15 de junio de 2020
PUEBLA, Pue. (apro). - Los cuerpos sin vida de Gardenia, de 26 años de edad, y su hija Dulce Dayann, de 11 años, fueron encontrados el pasado 12 de junio con huellas de tortura y calcinados en el interior de su propio carro que fue abandonado en la localidad de Santa María Nenetzintla, en el municipio de Acajete, Puebla. De acuerdo con información divulgada en redes sociales por sus familiares, la mujer estaba maniatada, mientras que su hija fue localizada en el interior de la cajuela del auto, al cual los feminicidas le prendieron fuego con ellas adentro. La familia de ambas pertenece a la Iglesia Adventista del Séptimo Día en la localidad de Magdalena Tetela Morelos, municipio de Acajete, institución que reclamó justicia, aunque no se menciona si existe un sospechoso de este doble feminicidio o indicios sobre algún móvil. El jueves 11 de junio, madre e hija salieron de su casa hacia las 15:00 horas a bordo del carro de la familia y ya no regresaron. La mañana del día 12, el carro fue localizado en un pueblo cercano llamado Santa María Nenetzintla, Acajete y dentro de él estaban los dos cuerpos calcinados. “La doliente familia #OrtegaFlores pide justicia, como sociedad, comunidad cristiana, oremos por esta familia que necesita consuelo, fuerzas físicas y espirituales”, señala el mensaje por el cual se dio a conocer este hecho. En su rueda de prensa, el Gobernador Miguel Barbosa Huerta calificó este hecho como “lamentabilisímo, de brutalidad, de bestialidad”, pero prometió que será esclarecido “lo más pronto posible”.

Secuestros y asaltos

Este hecho de violencia se suma a otros registrados durante este fin de semana en Puebla, entre ellos el secuestro del General de Brigada, Guillermo Lira Hernández, quien fue liberado por las fuerzas policíacas la mañana de este lunes, luego de que sus captores habían pedido 5 millones de pesos por su rescate También, reportes policíacos dieron a conocer la muerte de un hombre identificado como Gerardo N, de 35 años de edad, quien fue golpeado, maniatado y lanzado desde un segundo piso por sujetos que lo asaltaron. De acuerdo con esta información, la víctima trabajaba como agente inmobiliario, por lo que llevó a tres sujetos a mostrar un departamento que tenía en renta en la unidad habitacional Bosques de San Sebastián en esta ciudad. Ya cuando estaban en el lugar, los delincuentes despojaron al agente inmobiliario de dinero, objetos de valor que portaba, así como de las llaves de su carro, el cual se llevaron. Luego, lo ataron de pies y manos y lo lanzaron por la ventana del departamento que les había mostrado. Gerardo N fue trasladado aún con vida al Hospital Ángeles en esta ciudad, pero el fin de semana se informó que había muerto. Otro hecho de violencia que igual se reportó el fin de semana, fue la muerte de un empresario tortillero de Nealtican, de 61 años de edad, quien fue secuestrado y torturado. Los informes policíacos señalan que la noche del sábado la policía ministerial logró rescatar a este hombre en la Unidad Satélite Magisterial, en esta ciudad, pero que la víctima no sobrevivió debido a una hemorragia que presentaba porque sus captores le habían amputado dos dedos.

Ya no hay homicidios cruentos, dice Barbosa

En distintas ruedas de prensa, el gobernador Miguel Barbosa Huerta ha asegurado que el principal logro de su gobierno ha sido el combate a las bandas delictivas que operan en Puebla. Según el mandatario poblano, sobre todo en esta capital, su gobierno ha logrado desarticular a los grupos delictivos con la detención de sus principales operadores. En especial, desde la designación del chiapaneco Raciel López como Secretario de Seguridad del Estado, el gobernador ha destacado en sus ruedas de prensa un supuesto combate a la criminalidad del estado sin precedentes y que, por ello, la violencia, va a la baja. “…ya no hay homicidios cruentos en Puebla. Porque los que los cometían están en la cárcel”, afirmó.