Baja California

Asesinato de regidor en Tecate, "un pleito por el control de los diferentes cárteles": Bonilla

De ser un pueblo mágico, Tecate se convirtió en “un pueblo trágico”, comentó el gobernador.
jueves, 4 de febrero de 2021

MEXICALI, BC (apro).- Tras el asesinato del regidor de la Comisión de Seguridad del municipio de Tecate, Alfonso Zacarías Rodríguez, el gobernador Jaime Bonilla sostuvo que se trató de “un pleito por el control de los diferentes cárteles”.

Además, acusó a la presidenta municipal, Zulema Adams Pereyra, de llevar una “desadministración”. Luego soltó: “alguien no cumplió, alguien se quedó con algo que no era de ellos”.

Ayer, a las 16:40, Zacarías Rodríguez, quien llegó a la regiduría por el partido local Transformemos, perdió la vida tras ser baleado cuando se encontraba en las cercanías del ayuntamiento. Al respecto, el gobernador, quien mantiene un abierto enfrentamiento político con la alcaldesa, deslizó:

“Todos sabemos los temas de la alcaldesa… las relaciones con su exesposo que está en una cárcel de Estados Unidos por narcotráfico; sabemos todo lo que está pasando, pero esto culmina con un asesinato vil. No sé cuántos balazos le dieron, pero sí se aseguraron de que estuviera muerto”.

Y subrayó: no quieren dejar el poder, “allá en Tecate siguen aferrados al poder, aferrados a la ubre… todos sabemos los temas de la alcaldesa. Hay que ver una sacudida en esa administración”.

En Morena, añadió, “nunca vamos a andar encubriendo a nadie”. Sin embargo, Bonilla se desmarcó de la responsabilidad del gobierno estatal en materia de seguridad, e incluso dijo que la alcaldesa de Tecate no se ha dejado ayudar.

“Tijuana y Tecate se cuecen aparte con respecto a la inseguridad. Tengo entendido que este regidor, lo conocí poco, era uno de los colaboradores más cercaos de la alcaldesa, de hecho, su operador político.

“Es muy delicado, no se cómo se puede interpretar, si es un mensaje o si realmente hay una ruptura ya muy, muy obvia, pero todos sabemos el gran problema que tenemos en Tecate, una desadministración… hay cosas que el gobernador no tiene facultades para entrar y hacer los cambios, aunque mucha gente piense lo contrario”.

Insistió:  “Que quede muy claro que cuando se le quiso ayudar a través de la Fiscalía recomendándole a un exmilitar --lo dieron de alta en la Fiscalía, en la Sedena, en la Guardia Nacional--, hubo por ahí un conflicto de intereses. Unilateralmente la alcaldesa lo dio de baja, es más, cuando llegó el exmilitar le mataron a su secretario particular al otro día o dos días, o sea, es un pleito por el control de los diferentes cárteles ahí en Tecate”.

De ser un pueblo mágico, Tecate se convirtió en “un pueblo trágico”, comentó el gobernador. Abundó: “Desde que vivía mi abuelo, nunca había tenido una administración tan de cabeza como la que tenemos ahorita. Esas son muestras (el asesinato del regidor)”.

La alcaldesa y el gobernador mantienen un enfrentamiento político desde que Zulema Adams sometió a votación del cabildo la llamada “ley gandalla” y fue rechazada por mayoría. Luego de ello hubo una serie de señalamientos en su contra, por lo que denunció al mandatario estatal ante la Fiscalía General de la República, habló con la dirigencia nacional de Morena, entonces encabezada por el interinato de Alfonso Ramírez Cuéllar, y envió una carta al presidente Andrés Manuel López Obrador relatando los hechos.

 

Comentarios