Violencia

Levantan y asesinan a tres trabajadores agrícolas en BC

Tras el hallazgo, elementos de la Guardia Nacional y peritos de la Fiscalía estatal se dirigieron al lugar de los hechos para llevar a cabo las diligencias correspondientes e iniciar una investigación.
viernes, 28 de mayo de 2021

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- Tres trabajadores agrícolas fueron privados de su libertad y posteriormente asesinados en la zona vitivinícola del fronterizo estado de Baja California.

De acuerdo con información difundida por el rotativo Zeta, las víctimas respondían a los nombres de Uriel Mora Vidal, Dagoberto Escalante Olivas y Juan Cuahua Tlehuactle.

Eran empleados en el rancho Las Uvas, un campo agrícola dedicado a la poda de la vid, localizado a la altura del kilómetro 138 de la autopista de cuota Tijuana-Tecate, en Valle Redondo.

Como parte de sus labores, los trabajadores fueron a una zona de arroyo --en Vista Valle del Fraccionamiento El Niño-- para activar una bomba de riego, y ni su familia ni empleadores volvieron a verlos con vida.

Las primeras versiones de los testigos fueron confusas. En el primer reporte señalaron que en la zona vieron circulando una Pick Up blanca con hombres armados, que escucharon disparos de armas de fuego y que los empistolados se llevaron a los trabajadores. Otra versión señala que los agresores eran policías.

El personal de seguridad privada del rancho llamó a los números de emergencia y fueron atendidos por elementos de la policía municipal y de la Guardia Nacional, quienes durante varias horas recorrieron la zona, pero no encontraron a los criminales.

Alrededor de las 17 horas, la suegra de uno de los desaparecidos recibió una llamada: “Ya ni los busquen, ahí están en el arroyo”. A partir de esa información, los administradores del rancho se comunicaron con la Guardia Estatal de Seguridad e Investigación, la única que no había respondido al llamado inicial. Los agentes se dirigieron a la zona mencionada y encontraron los tres cadáveres a la orilla del represo donde se cultiva la vid del vino Zinfandel.

De acuerdo con testigos y compañeros de las víctimas, los trabajadores no tenían por qué haber sido asesinados, ya que sólo hacían su esfuerzo laboral y ahora han dejado a tres familias desamparadas.

Tras el hallazgo, elementos de la Guardia Nacional y peritos de la Fiscalía estatal se dirigieron al lugar de los hechos para llevar a cabo las diligencias correspondientes e iniciar una investigación.

La zona donde ocurrió el triple crimen es usada por bandas del crimen organizado para el tráfico de personas y drogas a Estados Unidos. Es una comunidad muy afectada por la violencia, “pero no entendemos por qué los privaron de la libertad y les quitaron la vida”, reclamaron compañeros y empleadores.

(Con información de Zeta)

 

Comentarios