Elecciones 2021

Alfredo Ramírez Bedolla recibe la constancia de mayoría en Michoacán

Tras la conclusión del cómputo oficial estatal, el candidato de la coalición Morena-PT amplió de 2.5 a 2.9 puntos porcentuales su ventaja obtenida en PREP sobre el abanderado de la coalición PRD-PRI-PAN, Carlos Herrera Tello.
domingo, 13 de junio de 2021

MORELIA, Mich. (proceso.com.mx).- Frente a las denuncias de la oposición en el sentido de que el pasado 6 de junio grupos armados coaccionaron el voto en algunas regiones del estado, el candidato ganador de la gubernatura, el morenista Alfredo Ramírez Bedolla, respondió que “el pueblo michoacano salió a votar de manera libre, autónoma, con mucha fuerza y con mucha voluntad”.

En su discurso ofrecido después de recibir este domingo la constancia de mayoría por parte del Consejo General del Instituto Electoral de Michoacán (IEM), Ramírez Bedolla señaló que ante la “incertidumbre” y los “nubarrones” que amenazaban la elección, “el pueblo salió y salvó la democracia”.

Tras la conclusión del cómputo oficial estatal, el candidato de la coalición Morena-PT amplió de 2.5 a 2.9 puntos porcentuales su ventaja obtenida en el Programa de Resultados Electorales Preliminares (PREP), sobre el abanderado de la coalición PRD-PRI- PAN, Carlos Herrera Tello.

Según los datos difundidos por el IEM, Ramírez Bedolla recibió 730 mil 836 votos (41.8 por ciento) ante los 680 mil 952 (38.9 por ciento) logrados por Herrera Tello, lo que arrojó una diferencia de 49 mil 884 votos entre el primero y el segundo lugar.

En un breve acto al que asistieron cientos de militantes de Morena y del PT, Alfredo Ramírez dijo que “a pesar de los pesares, a pesar de las presiones, a pesar de los malos augurios y de infinidad de tentaciones de los gobiernos, todo se apaciguó, pero quien apaciguó al estado fueron las michoacanas y los michoacanos”.

Asimismo, reconoció el trabajo de la coalición Morena-PT, sobre todo la labor de promoción del voto del primero y la lealtad del segundo que “nunca nos dejó”.

Raúl Morón, quien originalmente era el candidato a la gubernatura pero fue removido por no haber reportado gastos de precampaña al Instituto Nacional Electoral (INE), recibió un reconocimiento de parte de Ramírez Bedolla porque “mostró a plenitud ese principio de Morena de que no estamos aquí por cargos, sino por la transformación del país”.

El candidato ganador señaló que los resultados de la elección dejaron “muy claro y preciso” que Morena fue el partido con la estructura más fuerte que cuidó las casillas y defendió el voto en la entidad.

Indicó que esta elección marcó la consolidación de Morena en Michoacán, porque los votos que obtuvo para presidentes municipales aumentaron en relación con 2018, con un crecimiento del número de presidencias municipales ganadas de 19 a 33, mientras que en el Congreso local su partido mantendrá la misma fuerza que la lograda en la elección de hace tres años.

Convocó a la reconciliación de los michoacanos, “a construir no nada más en el discurso, sino a construir acción, como decía Francisco J. Múgica”, pues “ya no es tiempo de división: que no nos dividan los intereses personales o de grupo, sino que nos unan sobre todo nuestras grandes coincidencias”.

Ramírez Bedolla dijo que el suyo será “un gobierno a ras de tierra, no por los aires; se acabaron los lujos, nunca más un gobierno rico y un pueblo pobre, una de las prioridades será la reactivación económica y por supuesto el tema de la seguridad; hasta aquí llegó el pleito del gobierno de Michoacán con el presidente de la República, vamos a trabajar en alianza con el presidente Andrés Manuel López Obrador”.

Comentarios