Zacatecas

Marchan médicos para exigir justicia por sus colegas asesinados en Zacatecas

Mientras cientos de médicos marchaban en Zacatecas para exigir justicia por sus colegas asesinados, en Fresnillo abandonaron cuerpos en un tinaco y en Guadalupe mataron a un padre y su hijo, y balearon un puesto de comida.
sábado, 10 de julio de 2021

ZACATECAS, Zac. (proceso.com.mx).– Cientos de médicos pasantes y enfermeras se manifestaron frente a Palacio de Gobierno tras marchar por las principales avenidas de la capital para exigir justicia para sus colegas asesinados.

Los médicos pasantes, enfermeras, médicos internos de pregrado y de servicio social exigieron al gobierno, federal y estatal, garanticen condiciones de seguridad para prestar su servicio social en los centros de salud ubicados en las comunidades alejadas del estado.

Con pancartas en mano y vestidos con sus batas de trabajo, los pasantes de la Universidad Autónoma de Zacatecas (UAZ) y de la Universidad Autónoma de Durango (UAD), campus Zacatecas, comenzaron su marcha en la explanada de la escuela de Ingeniería de la UAZ.

"Justicia para Luis", "exigimos condiciones de seguridad para el servicio social" se leía en las pancartas, en alusión al médico pasante, Luis Armando Montes de Oca, quien estaba a un mes de concluir su servicio social cuando fue asesinado junto con el chofer de una ambulancia el pasado 30 de junio en el municipio serrano de Valparaíso.

El numeroso contingente de batas blancas recorrió el boulevard metropolitano, siguió por la avenida Quebradilla y Torreón mientras gritaban arengas como:  "alerta, alerta, están matando médicos, ¿qué qué?, están matando médicos".

"Yo salvando México y México matándome", gritaban los estudiantes y trabajadores de salud mientras caminaban por la avenida Hidalgo hasta llegar a la Plaza de Armas.

"Si salvamos vidas, que salven la nuestra de manos homicidas que determinan cuánto cuesta… la vida, la vida, Zacatecas homicida", retumbaba en el centro histórico de la capital zacatecana.

Frente a Palacio de Gobierno, los inconformes hicieron un pase de lista de los médicos asesinados en el territorio estatal. “Doctora María Elena, ¡presente!”, respondían al unísono para recordar a la médico radióloga, María Elena Talamantes, asesinada el 8 de julio por sujetos armados cuando no detuvo su vehículo en un retén en la carretera Jerez- Valparaíso.

En la manifestación se exigió además justicia para el médico oncólogo y catedrático universitario, Héctor Luis Calzada, asesinado en la capital zacatecana.

Médicos pasantes dieron lectura a una carta pública que la familia Montes de Oca Armas dirige al presidente Andrés Manuel López Obrador y a los gobernadores de Jalisco, Enrique Alfaro, y de Zacatecas, Alejandro Tello, en la que exigen justicia y no quede impune el asesinato de su hijo, el médico pasante Luis Armando.

"No basta la reprobación y condena pública de su parte, exigimos justicia", señalaron los manifestantes al reprochar que es indignante que los trabajadores de salud no tengan garantía de seguridad para desempeñar su labor.

"Ni un médico asesinado más, ni una bata menos", gritaban en la protesta en la capital, mientras en Fresnillo y Guadalupe sonaban las detonaciones de las armas de fuego.

Hallan cuerpos en un tinaco y asesinan a padre e hijo

Automovilistas que circulaban la mañana de este sábado por la carretera Fresnillo-Jerez reportaron que, en el entronque a la comunidad fresnillense Órganos, habían un tinaco negro que contenía restos humanos.

Los cadáveres de dos hombres y los restos del cuerpo de un tercero fueron encontrados al interior del tambo por los peritos de la Fiscalía de Justicia del Estado, confirmó la vocería de Seguridad Pública.

Las detonaciones de arma de fuego se escucharon al mediodía en la colonia Gavilanes, en la ciudad de Guadalupe. Un padre y su hijo fueron atacados a balazos por pistoleros mientras echaban mecánica a una camioneta en la calle Plaza Zopilotes.

La madre del joven de 15 años y esposa del varón de 38 presenció el ataque armado, por lo que fue encontrada desmayada por los paramédicos, quienes confirmaron que padre e hijo ya no tenían signos vitales.

Al momento que la capital zacatecana vivió la marcha de médicos y enfermeras para reclamar seguridad, en la ciudad conurbada sicarios dispararon contra un puesto de ventas de carnitas en el fraccionamiento Villas de Guadalupe. El vendedor quedó mal herido, con balas en la cabeza y abdomen, por lo que fue trasladado muy grave al hospital.

Comentarios