Campeche

Tras cuatro motines, inicia diálogo entre gobierno y reos de Cereso de Campeche

Luego de cuatro motines en diez días, las autoridades de Campeche finalmente comenzaron a dialogar con internos del Cereso de San Francisco Kobén.
martes, 13 de julio de 2021

CAMPECHE, Cam. (apro).- Después de cuatro motines en diez días, que dejaron una cantidad imprecisa de lesionados, entre internos y custodios, autoridades estatales iniciaron finalmente el diálogo con la población del Centro de Reinserción Social (Cereso) de San Francisco Kobén para conocer y resolver su pliego petitorio. 

Los inconformes exigían desde el inicio de los disturbios la presencia del gobernador, Carlos Miguel Aysa González, y la virtual gobernadora electa, Layda Sansores San Román, para que escucharan sus quejas, entre ellas la falta de alimentación, pues sólo reciben una ración de “caldo de desperdicios” al día. 

También denunciaron violaciones a los derechos humanos de ellos y de sus familiares que los visitan, y exigían la destitución de la directora Claudia Góngora Rosado, y de los jefes de custodios. 

Por parte del gobierno estatal la única que acudió a tratar de resolver el conflicto fue la subsecretaria de Seguridad Pública, Rosa María Paredes, pero sólo consiguió que la tensión subiera de tono, de modo que ayer los inconformes incendiaron una moto y equipos policiacos que se guardaban en una bodega. 

Poco antes de la medianoche, Sansores San Román subió a sus redes sociales un video con un mensaje al gobernador para que intervenga en la solución del conflicto.  

“Gobernador Aysa: le pedimos enfáticamente intervenga de inmediato en el problema del penal de Kobén. Ya son varios días que se suscitaron las primeras manifestaciones de descontento”, dijo.  

“Se habló con el secretario de Gobierno (Jorge Argáez Uribe) y se justificó diciendo que efectivamente había problemas con la comida, porque no habían llegado las participaciones federales. ¿Cómo sí hubo fondos que se desviaron a la campaña para compra de votos, pagarles a los Moreira y a los Solá?”, reprochó.  

“Esto es un problema que ustedes tienen que resolver. Hoy se habla que se roba parte del dinero que está destinado para los alimentos y que hay también un prestanombres. Esto también debe investigarse, pero por lo pronto tiene que resolverse”, exigió. 

“Las personas privadas de su libertad también tienen derechos humanos que debemos de respetar y tratarlos con dignidad. Le pido su intervención. Usted sabe que las espirales de violencia se sabe dónde empiezan, pero no dónde terminan”, recordó. 

Casi simultáneamente llegó al penal un equipo de visitadores de la Comisión de Derechos Humanos del Estado de Campeche (Cdhcam) para estar presente en el acercamiento que se dio entre las autoridades y la población penitenciaria. 

Hoy se reanudó la negociación

La tarde de este martes, el segundo visitador, Alejandro Amado Pérez, comentó que el organismo ha estado presente en las negociaciones.  

“Ayer estuvimos aquí, a petición de las personas privadas de la libertad del Cereso, que habían solicitado un diálogo con las autoridades penitenciarias. Se dio un primer acercamiento”, comentó, y añadió que los inconformes entregaron un pliego petitorio respecto al cual hasta esta tarde se habían logrado algunos acuerdos entre las partes. 

Expuso que en general piden “trato digno, mejor calidad de la alimentación, mejor atención a la salud… son varias las peticiones, pero versan en esos puntos, ya atendidas o en vías atenderse”, y aclaró que corresponde a la Secretaría de Seguridad Pública (SSP), quien tiene a su cargo los penales, dar a conocer los acuerdos que se firmen.  

No obstante, aseguró que la Cdhcam estará pendiente de que se cumplan y que será la propia población penitenciaria la que le retroalimente para saber en qué se falla para evitar que resurja el conflicto.  

Añadió que desde el pasado viernes 9 de julio el organismo abrió un expediente de manera oficiosa y emitió medidas cautelares a las autoridades penitenciarias para que garanticen la seguridad e integridad de la población privada de su libertad, el trato digno y el derecho a la salud y a la atención médica tanto de los internos como de los custodios lesionados. 

Comentó que todavía se investiga lo que ocurrió el pasado viernes, “las causas que motivaron la trifulca” que dejó lesionados en ambos bandos, para poder emitir un pronunciamiento, pero aseguró que con las negociaciones de hoy “ya hay tranquilidad” en el penal, que volvió a la normalidad de “manera paulatina”.   

Comentarios