Coronavirus

El 89.9% de los docentes encuestados en Colima rechaza las clases presenciales

Una encuesta aplicada en la Sección VI del SNTE, en Colima, reveló que 89.9% de los docentes participantes está en desacuerdo con el retorno a clases presenciales el próximo lunes 30.
jueves, 26 de agosto de 2021

COLIMA, Col. (apro).- Una encuesta organizada por cinco secretarios delegacionales de la Sección VI del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE) reveló que 89.9% de los docentes participantes está en desacuerdo con el retorno a clases presenciales el próximo lunes 30.

Los resultados de la encuesta, en la que participó una muestra de 1037 trabajadores de la educación, vía digital, fueron anunciados por los profesores J. Refugio Olague Soto (D-I-13), Jesús Méndez Ramírez (D-II-48), Ulises Velázquez Vargas (D-II-62), Mayra Jeanette Rosales Carbajal (D-I-51) e Ignacio Uribe (D-I-6).

Indicaron que a la pregunta “¿estás de acuerdo con iniciar clases presenciales?”, 932 (89.9%) docentes respondieron negativamente, 55 (5.3%) de manera positiva y 50 (4.8%) dijeron no saber.

En un pronunciamiento dado a conocer en rueda de prensa, los representantes sindicales se quejaron de que los dirigentes del SNTE “desde su fundación se han conducido con una política sindical muy distante de los intereses de la base trabajadora”, con “una política de corporativismo con el gobierno en turno, dejando ver intereses personales de poder político y económico”.

En la primera semana de agosto, precisaron, “el profesor Alfonso Cepeda Salas, secretario general del Comité Ejecutivo Nacional de nuestro SNTE, acompañó al presidente de la República en la (conferencia) mañanera y declaró que la mayoría de los maestros estaban de acuerdo en regresar a trabajar con clases presenciales” y “le entregó un documento con ese compromiso firmado por los secretarios seccionales del país”.

A partir de entonces, el dirigente nacional del SNTE “se dedicó a dar entrevistas a diversos medios con ese discurso a la vieja usanza: vacío, hueco, demagógico, arribista, y sin tomar en cuenta a los trabajadores”.

Posteriormente se realizaron reuniones virtuales en todas las secciones, en las que el discurso de los secretarios seccionales fue “una réplica” del de Cepeda Salas.

“Informaron que se visitarían las escuelas para levantar un censo sobre el estado que guarda la infraestructura y sus necesidades. Es decir, primero comprometen a los trabajadores al regreso a clases presenciales y después levantan censo sobre necesidades de las escuelas”.

Los secretarios delegacionales señalaron que su decisión de realizar la consulta de forma independiente, del 16 al 24 de agosto, obedeció a “la actitud y declaraciones irresponsables de los dirigentes”.

Consideraron que los resultados de la encuesta dejan ver “de forma muy clara la posición de los trabajadores ante la decisión del gobierno de regresar a clases presenciales y evidencia la falsedad de las declaraciones de los dirigentes sindicales, en donde citan que la mayoría de los trabajadores quieren regresar a clases presenciales”.

Por su parte, Carlos Alberto Olvera Sánchez, representante del Frente Magisterial Independiente (FMI), manifestó que no existen condiciones adecuadas para un regreso seguro a clases presenciales en esta entidad, donde debido al acelerado incremento de contagios de covid-19 se activó el semáforo rojo.

Luego de que el gobernador, José Ignacio Peralta Sánchez, anunció que el retorno a las aulas se realizará en coordinación con el gobierno federal, Olvera Sánchez indicó que quienes deben opinar sobre esa decisión son los expertos, es decir, médicos especializados, pediatras, neumólogos, infectólogos y epidemiólogos, escuchando a los trabajadores de la educación.

Estimó que la dirigencia nacional del SNTE “intenta mandar al ‘matadero’ a sus agremiados con su campaña ‘Regreso seguro a las escuelas’, mientras que los dirigentes seccionales se encuentran más preocupados por su bienestar personal”.

Carlos Alberto Olvera comentó que, ante la quiebra financiera del gobierno estatal, que ya no cuenta con recursos para pagar los sueldos de sus trabajadores, no hay para proveer insumos y garantizar la higiene en las escuelas.

Comentarios