Nuevo León

Reportan la “muerte natural” de un adolescente por un padecimiento agudo en albergue del DIF en NL

De acuerdo con el DIF estatal, el joven que padecía trastorno de déficit de atención con hiperactividad, síntomas de estrés post traumático, trastorno depresivo persistente, discapacidad intelectual y crisis epilépticas “falleció por causas naturales secundario a un padecimiento agudo".
lunes, 21 de febrero de 2022 · 10:36

MONTERREY, NL (apro).- Un adolescente de 14 años falleció de “causas naturales” el pasado 9 de febrero en instalaciones del DIF estatal y su cuerpo fue cremado dos días después, dio a conocer el gobierno de la entidad.

Tanto el DIF como la Fiscalía de Nuevo León tardaron 11 días en dar oficialmente detalles del deceso del joven, identificado en medios como Ángel Manuel, pues hasta el domingo explicaron causas del fallecimiento que durante la semana fue comentado en redes sociales.

La Fiscalía estatal informó, en un comunicado, que el 11 de febrero abrió una investigación de oficio por el hecho y ya se contactó con las autoridades del refugio denominado Centro Fabriles, ubicado en el área citadina de esta capital.

De acuerdo con la explicación que proporcionó el DIF estatal, en un comunicado que difundió el domingo cerca de las 22:00 horas, “para aclarar versiones falsas”, el joven “falleció por causas naturales secundario a un padecimiento agudo, la madrugada del 9 de febrero de 2022”.

La dependencia precisó que Ángel presentaba condiciones clínicas como trastorno de déficit de atención con hiperactividad, síntomas de estrés post traumático, trastorno depresivo persistente, discapacidad intelectual y crisis epilépticas y era atendido por personal médico de la institución, que le daba tratamiento.

La noche del 8 de febrero aumentaron los síntomas del adolescente por lo que se requirió una valoración urgente de paramédicos de EMME, quienes le detectaron episodios de vómito, con síntomas gastrointestinales y fiebre, aunque se hallaba consciente, explicó el DIF de Nuevo León.

“Durante su valoración el paciente presenta datos de descompensación hemodinámica, con posterior alteración del estado de alerta y deterioro clínico, evidenciándose estado de choque, presentando paro cardiorespiratorio, que requirió maniobras de reanimación avanzada, las cuales se dan sin respuesta, con posterior deceso del paciente”, precisó la dependencia.

Un médico externo determinó que el chico pereció de muerte natural.

“Tanto el servicio médico de emergencias, como el médico externo dan fe de que el menor falleció de muerte natural, sin presentar ningún signo de violencia. Por lo tanto, es falso que haya sido golpeado, sedado, agredido y que lo hayan dejado en un campo de futbol, por personal del albergue en el que se encontraba”, mencionó el DIF.

De igual forma se explicó que la cremación del joven ocurrió dentro de las 48 horas posteriores a la muerte, dentro del término que establece la Ley General de Salud.

Debido a que el joven carece de familiares adultos, el tutor legal era el Director de Atención Integral al Menor y la Familia, explicó el DIF.

Comentarios