El quepí de Calderón

viernes, 11 de febrero de 2011

MÉXICO, D.F., 11 de febrero (apro).- Pasaron poco mas de cuatro años para que el presidente Felipe Calderón volviera a vestirse con un uniforme militar.

El 3 de enero de 2007, el titular del Ejecutivo visitó las instalaciones de la 43a Zona Militar ubicadas en Apatzingán, Michoacán, uno de los municipios más afectados por el narcotráfico. Ahí, se mostró por primera vez portando el uniforme verde olivo, rodeado de militares, incluido el quepí que tantas críticas y mofas le generó.

Ayer, 10 de febrero, durante la Ceremonia Conmemorativa por el Día de la Fuerza Aérea Mexicana (FAM), realizada en el Campo Militar 42-B de Santa Gertrudis, Chihuahua, el presidente Calderón volvió a vestir un uniforme militar. Esta vez fue una casaca azul, propia de la FAM, con hombreras negras que muestras su rango de Jefe Máximo de las Fuerzas Armadas: cinco estrellas bordadas en color plata y un escudo en dorado.

Durante las actividades realizadas, en las que los medios de comunicación estuvieron presentes, el Presidente de México, en ningún momento portó el quepí correspondiente al uniforme.

Al término de las actividades oficiales, Calderón regresó al hangar de la base militar donde se subió a un vehículo Hummer descubierto, acompañado del titular de la Sedena, Guillermo Galván Galván y el de la Marina, Francisco Saynez Mendoza, así como del gobernador de Chihuahua, César Duarte. Iniciaban un recorrido final por la zona militar.

Una vez arriba del vehículo, aparentemente sin reporteros gráficos a la vista, Calderón incorporó a su atuendo militar el quepí azul (gorro corto), con las cinco estrellas y el escudo. Sin embargo, a lo lejos era observado por un grupo de fotógrafos. Cuando el mandatario se percató de que era enfocado, endureció el rostro y se retiró de forma discreta el quepí. Ya era tarde, la cámara de Proceso había sido accionada.