Larrazabal arrastra a Cordero

lunes, 5 de septiembre de 2011
MONTERREY, N.L. (Proceso).- A principios de este año Felipe Calderón convocó a una reunión a Fernando Larrazabal, alcalde de Monterrey; a Raúl Gracia Guzmán, consejero de la judicatura nuevoleonesa, y a Zeferino Salgado Almaguer, delegado de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes en Nuevo León. Los tres forman el Grupo San Nicolás, que controla al Comité Directivo del PAN en Nuevo León. El proyecto a mediano plazo del grupo, también llamado Santísima Trinidad, es hacer a Larrazabal senador el próximo año para de ahí lanzarlo a la búsqueda de la gubernatura en 2015. De acuerdo con un connotado panista de San Pedro Garza García, que dio la información a cambio del anonimato, en esa reunión en la Ciudad de México Calderón les ordenó respaldar al secretario de Hacienda, Ernesto Cordero, en sus aspiraciones presidenciales. Los tres tienen una relación de cercanía con el presidente. Gracia fue su compañero de curul en la Cámara de Diputados. Ahora los videoescándalos de Manuel Jonás, hermano mayor de Larrazabal, comienzan a afectar a Cordero y en general al PAN, que ha tenido que marcar distancia del hermano del alcalde. Larrazabal ya antes había enfrentado como alcalde regiomontano un escándalo mayor relacionado con extorsión y delincuencia organizada. Su jefe de Alcoholes, Rogelio González Heredia, El Roy, fue detenido por la Marina el 11 de marzo de 2010 pues “se le vincula con el grupo delictivo de Los Zetas”, dijo la Armada.   Contraataque priista   Panistas consultados por este semanario afirman que la difusión de los videos donde se ve a Jonás Larrazabal recibiendo dinero, es obra del PRI como respuesta a la campaña panista contra Humberto Moreira, dirigente tricolor, a quien acusan de haber sobreendeudado Coahuila. Una semana después del ataque al casino Royale, el miércoles 31 de agosto fueron difundidas imágenes videograbadas por una cámara de seguridad, en las que el hermano del alcalde de Monterrey es captado al recibir diversas cantidades de dinero, presuntamente producto de un soborno a otro centro de apuestas de esta ciudad, el casino Red. Tras el incendio que acabó con la vida de 52 personas, entre clientes y jugadores, se reveló que ese casino y otros que funcionan en Monterrey tenían una situación irregular por incumplir normas de protección civil. El Royale no tenía salidas de emergencia y se presume que Jonás pudo haber cobrado a los dueños del casino para retrasar las visitas de los inspectores municipales. Jesús Martínez, abogado de Jonás, alegó que en las imágenes su defendido está recibiendo dinero por el pago de la compra de quesos y otros productos que trae de Oaxaca, estado de donde son originarios los hermanos Larrazabal. Pese a ello, Manuel Jonás fue arraigado el jueves 1. En Nuevo León, el alcalde de Monterrey era el más entusiasta promotor de las aspiraciones presidenciales del secretario de Hacienda. El edil, Gracia y Salgado organizaron el 7 de agosto en el centro Convex una reunión de 3 mil panistas con el precandidato. Ahí, Larrazabal entregó a Cordero cinco cajas en las que había 6 mil firmas de respaldo de militantes activos y mil de adherentes “para que las use en el momento que usted decida”. Ahora han comenzado a surgir sospechas sobre la manera en que los Larrazabal apoyaron al funcionario federal. Juan José Rodríguez Prats, consejero nacional del PAN, reprochó la manera en que Cordero lleva su campaña, pues además de por Larrazabal ha sido respaldado por Miguel Ángel Yunes, exfuncionario del ISSSTE, quien se lió en un pleito con Elba Esther Gordillo, dirigente magisterial, por presuntos pagos al partido Nueva Alianza procedentes de aquel instituto. Dijo Rodríguez: “¿Quién está apoyando a Cordero? Miguel Ángel Yunes y se hizo un escándalo. Fernando Larrazabal y se hizo otro escándalo. Que me disculpe, pero eso no va a ningún lado”. La crisis de los videos podría significar la tumba política de Fernando Larrazabal Bretón, quien comenzaba su camino a la gubernatura. Había sido alcalde de San Nicolás, posición que le heredó a Zeferino Salgado, quien a su vez se la pasó a Miguel Ángel García Domínguez, quien es ahora secretario de Desarrollo Humano de Larrazabal. Para 2012 García es el candidato anticipado del PAN para la presidencia municipal de Monterrey, y para San Nicolás el grupo pretende colocar a Pedro Salgado, hermano de Zeferino.   “Santísima Trinidad”   Larrazabal, Gracia y Salgado manejan los designios del PAN estatal. Ellos colocaron a Sandra Pámanes, actual presidenta del Comité Directivo Estatal, y antes de ella pusieron a Juan Carlos Ruiz, ahora secretario del ayuntamiento regiomontano. Zeferino ha estado involucrado en algunos líos. La reportera Mirna Ramos publicó el 1 de abril de 2008 que El Zar de los Casinos, Juan José Rojas Cardona, le había donado al entonces alcalde nicolaíta un helicóptero para labores de vigilancia de la policía. Al conocerse la procedencia de la aeronave, Salgado tuvo que regresarla bajo sospecha de haber recibido con la nave el pago de un favor que previamente le habría hecho al empresario. Salgado también se vio implicado en otro incidente, éste de seguridad pública: militares lo detuvieron el 31 de marzo de 2010 en Piedras Negras, Coahuila, en posesión de un arma 9 milímetros sin acreditar su legítima posesión. Tras permanecer detenido unas horas salió, bajo fianza. Luego de conocerse las imágenes de Jonás, Sandra Pámanes lanzó un agresivo pronunciamiento para exigir que se esclarecieran los hechos: “Ante la evidencia transmitida en un video en que aparece Manuel Jonás Larrazabal Bretón y que dan a conocer diversos medios de comunicación, exigimos que la Procuraduría estatal investigue y llegue hasta sus últimas consecuencias para fincar y deslindar responsabilidades en el caso en particular del video difundido”, dijo la dirigente, rodeada de diputados locales del albiazul. Pámanes Ortiz afirmó que el hermano del videoescándalo no es panista. Pero fuentes panistas aseguran a Proceso que Jonás trabajó en el área municipal de deportes durante el trienio de Felipe de Jesús Cantú en Monterrey. Gustavo Madero, líder nacional panista, fue mucho más mesurado que Pámanes y en su declaración expresó respaldo al alcalde regiomontano. En un boletín difundido en la página del PAN el día que estalló el escándalo de los videos, se aclara: “Acción Nacional respalda y coincide con el alcalde regiomontano de demandar que su hermano, que no es integrante de este instituto político, asuma plena y responsablemente las consecuencias de sus actos. Las acciones de Jonás Larrazabal son su responsabilidad personal y particular, las cuales no se encuentran relacionadas con nuestro partido ni con la actual administración municipal panista, como lo sostiene el alcalde Fernando Larrazabal.” Como si necesitara otra nota negativa, el 30 de agosto se dio a conocer que el ayuntamiento de Santa Catarina reclama al anterior alcalde panista Dionisio Herrera Duque el pago de poco menos de 7 millones de pesos, por faltantes en su cuenta pública. La contraloría municipal lo inhabilitó para ocupar un puesto público en esa localidad los próximos siete años.

Comentarios