"El cártel de los sapos", del libro a la tele y ahora al cine

La temática del narcoterrorismo que ensangrentó a la nación colombiana a finales de siglo se libera como ejercicio contra la desmemoria en exitosas telenovelas para Canal Caracol, como El cártel de los sapos, llevada a la pantalla grande por el cineasta Carlos Moreno, quien además dirigió Escobar: El patrón del mal, una triunfal serie recién adaptada del libro La parábola de Pablo: Auge y caída de un gran capo del narcotráfico, la saga histórica de Alonso Salazar J., escrita sin afán apologético de la violencia y para brindar voz a los inocentes caídos en la lucha antinarco. MÉXICO, D.F. (Proceso).- El exnarcotraficante colombiano Andrés López López escribió en prisión su vida en el libro titulado El cártel de los sapos que luego adaptó para la exitosa serie televisiva con el mismo nombre. Ahora su historia es llevada al cine por iniciativa del famoso actor Manolo Cardona, también colombiano, quien buscó a Carlos Moreno (director de la serie de televisión Pablo Escobar: El patrón del mal) para rodar el filme que ha sido nominado al Oscar 2013 por la Academia Colombiana de Artes y Ciencias Cinematográficas. La película El cártel de los sapos se estrena en México el próximo 11 de enero. Por ello el cineasta Moreno platica a Proceso que recién había estrenado su primer largometraje Perro come perro (14 premios internacionales entre los que destacan el Coral del Festival Internacional de Cine de La Habana, Cuba, y mejor guión original del Festival Iberoamericano de Cine de Huelva, España), cuando le llamó Cardona y le comentó que tenía los derechos cinematográficos de la novela El cártel de los sapos: “Me contó que había visto Perro come perro y le había gustado mucho, quería que dirigiera el largometraje y, por supuesto, acepté, era un reto, había la labor de conservar, respetar y alentar ese universo de la exitosa serie de tele y convertirlo en largometraje.” Así comenzó “ese largo camino”, refiere Moreno vía telefónica desde Cali, Colombia: “El guión lo trabajaron los escritores originales de la serie de televisión, Juan Camilo y el mismo Andrés López López (Proceso 1803), junto con el español Luis Berdejo; obviamente nosotros intervenimos y podíamos opinar sobre el texto.” En una breve visita a México, el actor Cardona quien interpretó a López López en la primera de dos temporadas del proyecto televisivo El cártel de los sapos, narra que un día cuando grababa cierto episodio le surgió la idea de llevar la historia a la pantalla grande: “La productora Cristina Palacio llevó un corte de un minuto de varias escenas de la serie y pensé: ‘Eso debe ser una película’, y empecé con mi productora 11:11 Films a hablar con todo mundo, amigos y socios. Se fue incorporando Alex García, en fin. Compramos los derechos del libro y comenzamos a trabajar en el guión.” –¿Cuál era su objetivo? –Poner en la mesa este tema porque debemos replantearnos la lucha contra las drogas y entender que quien se mete al narcotráfico, termina muerto, en la cárcel o perseguido por los demás cárteles y la policía. Además es “un problema” que conoció “muy de cerca” siendo adolescente. “El protagonista, que es el papel que hago también en el filme, es todo violencia. Se trata de una problemática social muy fuerte que nos ataca, sobre todo a los países latinoamericanos; pero también es una historia de amor en medio del mundo del narcotráfico.” La cinta se filmó en nueve ciudades de Estados Unidos, Colombia y México: Los Ángeles, Nueva York, Miami, Cali, Bogotá, Tuluá, Buenaventura, Tijuana y Distrito Federal. Para México se realizó otro final distinto al que se proyectó en Colombia y Venezuela. Según el actor, quien además había participado en la película Rosario Tijeras, de Emilio Maillé, y protagonizó la popular serie Sin tetas no hay paraíso para España, “en ese final se toma en cuenta a México”. No adelanta nada más. A su vez, el director Moreno “no tiene idea del final que se pasará en México, intuyo que van a utilizar una voz en off al final. Es lo único que Manolo me ha alcanzado a decir, pero no tengo detalles de eso.” En la película se habla de 10 amigos, miembros del cártel más peligroso de Colombia, denominado el cartel del Norte del Valle. Su ambición de poder y dinero los llevará a traicionarse y a matarse unos a otros. Lo que empieza como una aventura adolescente de dinero rápido, termina en tragedia para cada uno de ellos. Entre las actuaciones mexicanas destaca la del fallecido Pedro Armendáriz hijo; Adriana Barraza, Kuno Becker, Sandra Echeverría y Saúl Lisazo. De Colombia participan varios artistas, como Juana Acosta, Diego Cadavid, Robinson Díaz, Tom Sizemore y Andrés Parra (quien se lució en el papel del llamado Zar de la cocaína para Escobar: El patrón del mal). “Regular el narcotráfico” Según Moreno, las películas, aparte de entretener, pueden aportar una opinión, y El cártel de los sapos “aporta que el negocio del narco es tan grande que mientras no se legalicen las drogas, esto no va a cambiar”. En Colombia, añade, “llevamos muchos años con esta guerra que ha cambiado de personajes, de estructuras, de patrones e incluso ha cambiado de víctimas”, y como “no existe quien tenga la solución” y “la guerra abierta contra el narco tampoco es buena”, para Moreno la vía adecuada sería la legalización de las drogas “aunque eso lo digo desde un punto de vista personal, no es la posición de la película”. –Ya desde el libro El cártel de los sapos está incluido México… –Sí, la fuente principal fue el libro. La película es ficción, pero inspirada en la realidad. De alguna manera México termina siendo importante para ese momento en el que se cuenta la historia, y lo seguirá siendo por muchos motivos, porque es un país determinante en esa articulación del narcotráfico con Estados Unidos, eso no es un secreto para nadie. “Y porque México era el socio principal de los cárteles de Colombia y de Latinoamérica. A nivel visual, para nosotros era muy importante rodar en México, le da a la cinta un valor de producción muy alto.” El largometraje El cártel de los sapos se filmó en 2010. Por su parte, el actor Cardona comenta que la nación mexicana se encuentra en una etapa bastante crucial en su historia, en la cual, a decir suyo, “se debe replantear la situación; la guerra no es una salida, hay que ver otras alternativas que no generen tanta violencia, creo que, más que un tema de seguridad, el narcotráfico es un tópico de salud pública. Estoy a favor de legalizar la droga. Más bien, de regular”. Y brinda su mensaje: “La sociedad mexicana debe estar unida. Somos más los buenos que los malos…” –¿Qué le dejó haber recreado a un capo tanto en la serie como en la película? –Que la violencia no es la salida. La maldad y el egoísmo sólo te llevan a la perdición. El gobierno debe generar más oportunidades; la desigualdad es un tema muy jodido y muy complicado. El tema de la educación es importantísimo. Finalmente, director y actor ven con buenos ojos que el general colombiano Óscar Naranjo sea el asesor del presidente Enrique Peña Nieto, pues lo valoran como “una persona con mucha experiencia”.

Comentarios