Al Super Bowl... con cargo al erario

viernes, 1 de febrero de 2013
MÉXICO, D.F. (apro).- En sólo un año, Jesús Villalobos López protagonizó algunos de los casos de corrupción más sonados durante el sexenio de Felipe Calderón. Cuando apenas había sido designado director de Pronósticos Deportivos, en diciembre de 2011, se trampeó el sorteo Melate y se documentaron las irregularidades que en días recientes resolvió la Secretaría de la Función Pública (SFP), entre ellas un viaje VIP de Villalobos López al Super Bowl, con cargo al erario. Por ese viaje, la SFP determinó la destitución e inhabilitación por 10 años del exdirector de Pronósticos y de tres funcionarios más, debido a una serie de anomalías en las que incurrieron. A los dos expedientes (Melate y el viaje) por corrupción que apuntan a Villalobos López se suman las irregularidades –ya sancionadas– cometidas en el ISSSTE, donde fungió como director general, entre las que destaca una inhabilitación por 10 años debido a que reportó un servicio de proveeduría para realizar inventarios, con un costo de casi 300 millones de pesos, que jamás se efectuó. El pasado 30 de noviembre se resolvió la nueva sanción. De acuerdo con el expediente administrativo 12/2012, instruido para investigar una serie de irregularidades en Pronósticos Deportivos, Villalobos y sus principales colaboradores aprovecharon el cargo para un viaje de placer. Según el expediente, cuya copia tiene Apro, Villalobos y cuatro colaboradores justificaron como “viaje de trabajo” su asistencia al Super Bowl número 46, celebrado en el Lucas Oil Stadium de Indianápolis, en febrero de 2012, donde presenciaron el juego entre Patriotas de Nueva Inglaterra y Gigantes de Nueva York. El viaje costó alrededor de 250 mil dólares, con cargo al erario. El Game Day La estancia en Indianápolis fue plenamente placentera. Según el oficio DG/DGAR/311/76/2012, con fecha 19 de octubre de 2012, durante los cuatro días que duró el paseo, Villalobos y sus acompañantes gozaron de un paquete turístico denominado Game Day. Dicho paquete fue comprado a la empresa Tour & Travel Acurlines S.A. de C.V., y cada uno de los asistentes pagó alrededor de 162 mil pesos. Los beneficios descritos en el expediente incluyen: boletaje de entrada al Super Bowl, en el Lucas Stadium de la ciudad de Indianápolis, Estados Unidos, en ubicación privilegiada; servicios de hospitalidad y amenidades, consistentes en cinco horas de alimentos y bebidas ilimitadas; programa oficial coleccionable de la NFL; porta gafete del evento; pases para acceso al campo, después de terminado el juego; acceso preferencial, y maletín conmemorativo. Los funcionarios viajaron por Aeroméxico y se hospedaron en el Hotel Country Inn and Suites, donde gozaron de alimentos y bebidas ilimitadas. Además, el paquete incluía vehículos y choferes a su disposición. En diciembre de 2011, el consejo directivo de Pronósticos Deportivos autorizó un premio en los programas de sorteo denominado “Viaja al Super Bowl con Protouch”, consistente en ocho viajes dobles. El premio sería para quienes registraran más boletas de Protouch en un sitio de internet creado para tal efecto. Además de los ganadores, al evento asistieron los principales funcionarios de Pronósticos: el director general, Jesús Villalobos López; el subdirector de Mercadotecnia, Rodolfo Muñiz Hernández; el subdirector de Ventas, Juan Carlos Soberón Fernández; el director general de Marcas Deportivas Progol, Protouch y Pronósticos Rápidos, José Luis Jimenes Mangas, y la jefa de Relaciones Públicas, Giselle Mora Alejo. De acuerdo con la fracción XIII del artículo 8 de la Ley Federal de Responsabilidades Administrativas de los Servidores Públicos, éstos tienen como obligación “desempeñar su empleo, cargo o comisión sin obtener o pretender obtener beneficios adicionales a las contraprestaciones comprobables que el estado le otorga para el desempeño de su función”. A partir de dicho precepto, los funcionarios fueron sancionados con una multa por 161 mil 759 pesos y una inhabilitación por 10 años para ocupar cargos públicos, además de su destitución. Apro comprobó que el 13 de diciembre los mencionados servidores públicos aún se encontraban en funciones, e inclusive Villalobos López sostuvo una reunión con Luis Videgaray, el secretario de Hacienda a cuya dependencia está sectorizado Pronósticos para la Asistencia Pública. La noche del 14 de diciembre, al consultar el Portal de Obligaciones de Transparencia, Villalobos, Muñiz y Soberón seguían apareciendo en los cargos que ostentaban cuando se cometió la irregularidad, mientras que el puesto que desempeñó Mora Alejo se encontraba vacante. En el Registro de Servidores Públicos Sancionados se establece que las penalidades empezaron a aplicarse a partir del 6 de diciembre. Sin embargo, fue un mes más tarde, el 7 de enero pasado, cuando el secretario de Hacienda, Luis Videgaray Caso, designó al frente del organismo a la priísta María Esther Sherman, quien además dirigirá la Lotería Nacional. Otro cargo por Melate El viaje a Indianápolis ocurrió en febrero de 2012, apenas unos días después de que personal de Pronósticos Deportivos trampeó ( el 22 de enero de ese año) el sorteo 2518 de Melate para ganarse los 160 millones de pesos del premio principal, y por el que hay otros exservidores públicos inhabilitados y enfrentando proceso penal. A finales de agosto, la SFP informó que había resuelto sancionar a ocho funcionarios de ese organismo, a quienes aplicó multas por 185 millones de pesos y cuatro inhabilitaciones para ocupar cargos públicos por un período de 20 años. Entre los sancionados se encuentran: José Luis Mangas Jiménez, exdirector de Progol, Protouch y Pronósticos Rápidos, y la multa que le impusieron asciende a 88 millones; Héctor Hugo López Jiménez, subdirector de Concurso y Sorteos, con una multa por 66 millones, Carlos López Martínez, responsable de la operación del sorteo, a quien se adjudicó una multa por 8 millones. Los tres fueron inhabilitados. También se aplicaron sanciones a dos empleados del área de Informática y a dos jefes de seguridad y vigilancia. Por si fuera poco, dada la investigación de lo ocurrido en el sorteo, el manejo que el área jurídica del organismo le dio al asunto podría derivar en un millonario daño patrimonial, producto del resarcimiento que debe hacer a la empresa Just Marketing, implicada en la investigación sin haberse acreditado su participación. En octubre de 2008, Just Marketing ganó la Licitación Pública Plurianual 06810001-017-08 para brindar servicios de producción y transmisión vía satélita de los sorteos que organiza Pronósticos Deportivos: Melate, Melate Revancha, Chispazo, Chispazo Multiganador, Tris Extra, Tris Clásico, Gana Gato, Progol, Progol Revancha, Protouch. Además, envía la señal de microondas a las televisoras contratadas para su transmisión. El convenio concluyó en abril de 2011, pero a través de una adjudicación directa, Just Marketing consiguió mantener dicho contrato, que luego de sufrir diferentes modificaciones, registró una serie de anomalías en sus pagos y el rechazo de sus facturas. De acuerdo con la demanda por daño patrimonial imputable al Estado, cuya copia también tiene Apro, el propietario de Just Marketing, Juan Carlos Godínes Vidaurreta, empezó a ser acosado a partir de junio de 2012 con llamadas telefónicas y supuestos policías federales que no acreditaron ninguna diligencia oficial. Para entonces, el caso de Melate se había hecho público y en diferentes notas periodísticas se asentaba que Just Marketing estaba implicada en el fraude. En marzo de 2012, la SFP presentó la denuncia ante la PGR por la estafa cometida y, aunque en el expediente asentó que Just Marketing participó y que a través de familiares y amigos del propietario se intentó cobrar el premio, no existe ninguna prueba al respecto. La coordinadora técnica jurídica de Pronósticos, Annie Castillo, declaró haberse percatado que después de la celebración del sorteo del 22 de enero de 2012, sólo se presentaron familiares y directivos de Just Marketing a cobrar los premios, y también que los representantes de la empresa ya no acudieron a trabajar. No obstante las circunstancias descritas –falta de pago de facturas y rechazo de las mismas, así como la supuesta presencia de policías judiciales en busca de los representantes de la empresa–, Pronósticos Deportivos continuó con los servicios de Just Marketing hasta el 11 de julio de 2012. Es decir, la empresa no desapareció ni estuvo ilocalizable, como dijo la funcionaria. Finalmente, ni en el expediente administrativo ni en el penal fue relacionada la empresa, sólo en las declaraciones y filtraciones a medios de comunicación, según se desprende de los documentos consultados. Los expedientes de Villalobos Jesús Villalobos López es un personaje ligado en un primer momento a Miguel Ángel Yunes Linares y a la dirigente vitalicia del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE), Elba Esther Gordillo Morales, éstos últimos confrontados desde 2010. Cuando Yunes era director general de ISSSTE, Villalobos era el director de Finanzas de ese organismo. Al renunciar aquel al cargo en 2010, para contender por el PAN a la gubernatura de Veracruz, Villalobos lo sustituyó y se mantuvo en el cargo hasta el 25 de noviembre de 2011. Cinco días después de su renuncia, el 1 de diciembre, fue designado director de Pronósticos Deportivos. Sólo con el caso del ISSSTE, con un daño patrimonial por 299 millones 868 mil 500 pesos, Jesús Villalobos y la exsubdirectora de Finanzas, María del Rosario de de León García, ya tenían 20 años de inhabilitación. Por ese caso, además, fueron sancionadas las empresas JIBDA y Asociados, S.A. de C.V., Ingeniería Costos y Servicios, S.A. de C.V. y Organización Levín de México, S.A. de C.V. En octubre de 2011 se inició un Diagnóstico de Mejora de la Gestión, a fin de revisar los proyectos de Mejora 2012. Para ello el ISSSTE contrató a las mencionadas empresas, que jamás realizaron el trabajo, pero sí cobraron los servicios. Durante su paso por el ISSSTE como responsable financiero, a Villalobos López se le acreditaron otros casos de corrupción que, aun cuando no lo implican directamente, sí tuvieron que ver con el personal a su cargo. Por ejemplo, entre 2009 y 2010, la dirección de Turissste contrató servicios por 22 millones de pesos para celebrar el Bicentenario de la Independencia. Los contratos fueron irregulares y no se apegaron a la normatividad, causando un daño patrimonial por el monto mencionado. En la misma época, la SFP detectó otro quebranto patrimonial por 67.3 millones de pesos en perjuicio de ese organismo. Según la investigación realizada por la dependencia federal, en aquel entonces personal del Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado adquirió de manera injustificada 200 mil botiquines de primeros auxilios, de los cuales 31 mil 265 fueron “donados indebidamente” a los sindicatos Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE) y de Trabajadores del ISSSTE (SNTISSSTE), así como a servidores públicos y derechohabientes. La compra, según la SFP, se llevó a cabo sin el soporte correspondiente: “No existió justificación en el número adquirido (de botiquines) ni respecto al criterio tomado para determinar el contenido”. Fue durante las respectivas direcciones de Yunes y Villalobos cuando se registró el fraude al Fovissste que mantiene en la incertidumbre y perseguidos judicialmente a unos 5 mil burócratas derechohabientes. (Proceso 1882) Por lo pronto, sólo con las inhabilitaciones derivadas del caso de los servicios fraudulentos en el ISSSTE y el viaje a Indianápolis, Jesús Villalobos enfrenta 40 años de inhabilitación, además de que debe solventar los 300 millones de pesos y pagar una multa por 161 mil pesos derivada de su asistencia al Super Bowl.

Comentarios