Recetas para ser rey

miércoles, 11 de junio de 2014

Hace 30 años Juan Carlos de Borbón mantuvo un intercambio epistolar con su entonces adolescente hijo Felipe, quien estudiaba en Canadá. En sus cartas –publicadas en 2008 por José García Abad– el ahora abdicante monarca ya preparaba a su vástago para la sucesión, que ocurrirá este mismo mes. Fueron varias misivas llenas de reflexiones y consejos, como aquella en la cual le sugería mostrarse siempre “animoso, aunque estés cansado; amable, aunque no te apetezca; atento, aunque carezcas de interés; servicial, aunque te cueste trabajo”.

MADRID (Proceso).- El lunes 2, tras 39 años de reinado, cuando el rey Juan Carlos de Borbón anunció su abdicación a la corona española en favor de su hijo, el príncipe Felipe, dijo que éste “encarna la estabilidad que es seña de identidad de la institución monárquica” y “tiene la preparación, la madurez y el sentido de la responsabilidad necesarios para asumir con plenas garantías la jefatura del Estado y abrir una nueva etapa de esperanza en la que se combinen la experiencia adquirida y el impulso de una nueva generación”.

Por estas fechas también se cumplen 30 años del intercambio epistolar que Juan Carlos y Felipe de Borbón mantuvieron durante la estancia del príncipe en la canadiense Lakefield College School; cartas en las cuales el padre le revela al hijo los entresijos de la monarquía y el know how para ser rey.

Son 10 cartas en las cuales Juan Carlos le comparte sus reflexiones sobre temas como la democracia, la monarquía, la política, le indica que debe mostrarse cercano a la gente y cuenta cómo enfrentó la adversidad. “Acostúmbrate a mirar siempre a los ojos”, “no te canses jamás de ser amable con los que te rodean”, “muestra interés aunque no lo sientas”, “el rey ha de estar con todos los partidos y con ninguno en particular”, “quiero reconocer mis faltas para evitarte a ti caer en ellas”, “los escándalos serán en ti más escandalosos”.

En un tono íntimo y cercano –que no puede permitirse en comparecencias públicas–, el monarca le confiesa a su hijo, en una carta fechada el 27 de septiembre de 1984...

Fragmento del texto que se publica en la edición 1962 de la revista Proceso, actualmente en circulación.

Comentarios