Sobre caso Regina "no les creemos": Rafael Rodríguez al gobierno de Javier Duarte

domingo, 3 de mayo de 2015
XALAPA, Ver. (proceso.com.mx).- Teniendo como marco el homenaje al fundador de Proceso, Julio Scherer García y al escritor Vicente Leñero en la Feria Internacional del Libro de la Universidad Veracruzanana (FILU), el director de este semanario, Rafael Rodríguez Castañeda, aprovechó el momento para enviar un mensaje al gobernador de Veracruz, el priista Javier Duarte de Ochoa: “No les creemos, no les creemos, no les creemos”. Negativa enfática de Rafael Rodríguez para referirse al resolutivo que dio la extinta Procuraduría General de Justicia –hoy Fiscalía General del Estado– sobre el homicidio de la corresponsal de Proceso en Veracruz, Regina Martínez Pérez. Rodríguez Castañeda aludió a las mismas palabras con las que el propio Julio Scherer espetó al mandatario priista, un día después de que Martínez Pérez fuera privada de la vida en el interior de su vivienda y en donde el gobierno de Duarte y las autoridades de seguridad pública y procuración de justicia resolvieron que el móvil del artero homicidio fue el robo. El director de Proceso encabezó el homenaje a Scherer y a Leñero leyendo episodios y anécdotas de ambos periodistas y escritores, a los cuales bautizó como “Diálogos en el éter”, producto de una profunda amistad. Ahí, Rafael Rodríguez se asumió como un “compañero”, “amigo” y “alumno” de los fundadores de Proceso. Detalló que de Scherer aprendió a vivir la vida de la mejor manera posible: con honestidad, libertad, amor y pasión. Rafael Rodríguez recordó los embates que Julio Scherer sorteó desde las esferas del poder: desde la intolerancia del expresidente Luis Echeverría, la irritación sexenal de José López Portillo, hasta la estrategia orquestada de Carlos Salinas de “desplazar” al fundador de Proceso utilizando la figura de Vicente Leñero, plan estéril al que no cedió el escritor y dramaturgo mexicano. En este homenaje realizado en el complejo Omega, sede de la Feria Internacional del Libro Universitario (FILU), Castañeda fue acompañado del periodista de Proceso, Jenaro Villamil, del periodista Miguel Lorza y del organizador de la FILU, Germán Martínez Aceves. Jenaro Villamil recordó que “Don Julio y Vicente” construyeron un medio crítico de referencia nacional, cuya herencia y tradición periodística hoy sólo es palpable en la labor que realiza Carmen Aristegui. “Yo creo que si don Julio hubiera vivido el episodio que le tocó a Carmen Aristegui, éste le habría aconsejado: Ten siempre a un Leñero al lado, para que puedas despejar tus dudas”. Miguel Elorza y Germán Martínez recordaron la labor periodística de Scherer y de Leñero, exaltaron el sello que el fundador de Proceso imprimía al periodismo, el que desnuda corrupción, el que exhibe la impunidad y los asesinatos sin castigo. “A Scherer no le queda la mediocridad, fue un decano moral ante todo, contra la impunidad y la corrupción”, expuso Elorza.

Comentarios