'Pancho Platas”, el excolaborador de Padrés que alcanzó la libertad bajo fianza

miércoles, 21 de diciembre de 2016
HERMOSILLO, Son. (apro).- Después de permanecer más de 90 días encarcelado, Francisco Arnaldo Monge Araiza, colaborador cercano al exgobernador sonorense Guillermo Padrés, fue liberado bajo fianza luego de pagar 3.8 millones de pesos. El exdirector del Consejo Estatal para la Concertación de la Obra Pública (Cecop) abandonó este miércoles el Centro Federal de Readaptación Social (Cefereso) número 5, localizado en Villaldama, Veracruz, donde permanecía preso desde el pasado 3 de octubre. Según informes de la fiscalía, el exempleado estatal apodado Pancho Platas junto a su representante legal cubrió la fianza la tarde del pasado martes y 18 horas después fue liberado. El excolaborador de Padrés fue detenido por elementos de la Policía estatal Investigadora (PEI) el domingo 11 de septiembre en Bacadehuachi, en la sierra alta sonorense, cuando viajaba a bordo de una camioneta Ford Lobo blanca, sin placas, en posesión de un arma de fuego tipo escuadra calibre 7.65 mm, de uso exclusivo del Ejército, y un envoltorio de cristal con un peso aproximado de 10 gramos. Acompañado de Manuel Antonio Fimbres Villaescusa, el exservidor público Monge Araiza ofreció a los agentes estatales un soborno de 3.5 millones pesos para no pisar la cárcel, pero no se lo aceptaron. Los cargos imputados a Pancho Platas son: uso indebido de atribuciones y facultades, portación de armas de uso exclusivo del Ejército, y delitos contra la salud. Al cabo de tres meses, este colaborador de Padrés fue liberado bajo caución el 19 de septiembre, reaprehendido cuatro días después, el 23, ante un intento de fugarse de la autoridad; y el 3 de octubre la PGR ordenó que llevara su juicio bajo carpeta 58/2016 en el Cefereso veracruzano. El expediente Como publicó Apro en septiembre, Monge Araiza fue señalado en 2012 por el órgano fiscalizador estatal de saquear hasta un conjunto de cuatro piezas de juegos infantiles para un parque. Pancho Platas, motejado así por la suficiencia económica con la que llevaba su vida pública, vendedor de caballos y piloto aviador, también fue observado por el Instituto Superior de Auditoría y Fiscalización (ISAF) en 2013 por la compra irregular de 91 aires acondicionados que nunca fueron inventariados y hasta este día se desconoce su destino. Monge es investigado por la Contraloría sonorense por no comprobar con facturas el gasto de 17 millones 131 mil 98 pesos, en el periodo de 2009 a 2015. Además, en su administración de la obra pública dejó inconclusos 579 proyectos, de los cuales la mayoría fueron pagados en su totalidad. En seis años acumuló 238 observaciones del ISAF, con el conocido quebranto patrimonial de 17.1 millones por adjudicar obras sin licitar, porque los proyectos no pasaron los controles de calidad, realizó un mal uso de las partidas presupuestales o asignó proyectos millonarios a familiares. En 2012 compró siete mil 475 contenedores de basura a 4.1 millones, a un precio promedio de 559 pesos. Esta acción gubernamental se volvió cuestionable cuando los beneficiarios reportaron que los contenedores sólo eran tambos de 200 litros pintados de azul a los que les colocaban unas estrellas en forma de arco ascendente, el logotipo que utilizó por seis años la administración del panista Padrés. También en 2012, benefició a su primo político Iván Guillermo Santana Fraijo con ocho millones 200 mil pesos en pago por el diseño de dos mil 460 vales de despensa, así como la confección de 30 mil camisetas, 70 mil gorras, 500 lonas y ocho mil pendones utilizados en territorio sonorense para las campañas electorales a favor de Acción Nacional. En la comparecencia ante el Congreso estatal del 5 de diciembre de 2013 los diputados lo acusaron de transferir recursos públicos a cuentas particulares y con cinismo respondió que “cuando tuvieran en su poder número de cuenta, nombre y estado de las cuentas de los diversos traspasos lo denunciaran ante las autoridades correspondientes”. Monge también es investigado por la Procuraduría General de la República por uso indebido de recursos públicos y ejercicio abusivo de funciones.