Y ¡el Óscar es para…!

CIUDAD DE MÉXICO (proceso.com.mx).- Ya está en puerta la entrega de la estatuilla de la Academia de las Artes y las Ciencias Cinematográficas de Estados Unidos (AMPAS, sus siglas en inglés): el Óscar, considerado el mayor premio del cine. En esta octogésima octava ceremonia, México va en primer lugar por las 12 nominaciones del largometraje de Alejandro G. Iñárritu, El renacido, que le ha ido muy bien en la taquilla estadounidense y mexicana. El acto, que se transmitirá en vivo en más de cien países, se efectuará mañana domingo 28 de febrero en el Dolby Theatre de Los Ángeles. Será conducido por el actor y comediante Chris Rock. En México podrá verse a partir de la 18:30 horas por el canal de paga TNT, en internet por tntgo.tv y en www.oscars.org/live Y sin duda, la película favorita es El renacido. Pelea por Mejor Película, Mejor Director, Mejor Actor (Leonardo DiCaprio), Mejor Actor Secundario (Tom Hardy), Mejor Montaje, Mejor Edición de Sonido, Mejor Sonido, Mejor Diseño de Vestuario, Mejor Dirección de Arte, Mejores Efectos Visuales, Mejor Fotografía (Emmanuel Lubezki) y Mejor Maquillaje. Atrás de la cinta El renacido, que rescata una leyenda del viejo oeste en Estados Unidos, la del cazador Hugh Glass, va el futurista filme Mad Max: Furia en la carretera, con 10 nominaciones. Pero este domingo podría conseguirse el tercer reconocimiento de la Meca del Cine para un mexicano en la categoría de Mejor Director, con El renacido. Cabe recordar que en 2014, Alfonso Cuarón logró ese premio por Gravedad, y en 2015 González Iñárritu lo obtuvo por Birdman. Mañana, este último cineasta podría alcanzarlo de nuevo, lo cual sería histórico que un latino lo ganara en dos años consecutivos. Según los críticos, al realizador de Amores perros sólo le hace sombra para Mejor Director el australiano George Miller, por Mad Max. Los otros cineastas que compiten por la misma categoría, pero están muy lejos de obtener la peleada presea, son Adam McKay, por La gran apuesta; Tom McCarthy, por En primera plana; y Lenny Abrahamson, por La habitación. También podría ser el tercer Óscar para Lubezki. En 2014 por Gravedad y en 2015 por Birdman fue el mejor fotógrafo. Para los especialistas es favorito ya que hizo la fotografía con luz natural y es lo mejor de El renacido. Sin embargo, hay otro cinefotógrafo que Lubezki enfrentará: el también reconocido Roger Deakins por Sicario, de Denis Villeneuve, pero es una película muy fallida en su historia policiaca, la cual, por cierto, está situada en Ciudad Juárez, Chihuahua, donde Benicio del Toro persigue a un capo de un cártel de narcotráfico. Además, El renacido por fin podría hacer que la Academia de Hollywood le entregue un Óscar al actor estadunidense DiCaprio. Los críticos aseguran que sí se llevará la estatuilla, “porque ya se lo merece”. Es su sexta nominación. Por este papel ganó un Globo de Oro, un Bafta y el reconocimiento del Sindicato de Actores de Estados Unidos. Aunque el rubro de Mejor Actor sí está muy peleado. Eddie Redmayne, quien protagoniza La chica danesa, podría arrebatarle el deseado Óscar a DiCaprio. Otro peligroso candidato es Matt Damon, por Misión rescate; y siguen Bryan Cranston, por Trumbo: La lista negra de Hollywood; y Michael Fassbender, por Steve Jobs. Para Mejor Película, a pesar de que El renacido está en la cima, podría desbancarla Mad Max, en Estados Unidos es favorita. Aunque podrían surgir sorpresas ya que hay otra cinta muy fuerte, La habitación. Los otros largometrajes que también atraen: La gran apuesta, En primera plana, Puente de espías, Brooklyn: Un nuevo hogar, y Misión rescate. En cuanto a las actrices ahora todas son favoritas, aunque quizá la premiada sea Brie Larson por su desgarradora e intensa interpretación en La habitación, pero podría ganarle Cate Blanchett, protagonista de Carol. También está Saoirse Ronan por Brooklyn, Jennifer Lawrence por Joy y Charlotte Rampling por 45 años. Es un hecho que se llevará el Óscar por Mejor Banda Sonora la taquillera Star wars Episodio VII. Luego, hay que tener bajo la lupa el documental Tierra de cárteles, del estadounidense Matthew Heineman, avalada por Proceso. Este filme habla del autodefensa José Manuel Mireles, quien se encuentra en la cárcel. No cabe duda que la Mejor Película Extranjera será El abrazo de la serpiente (Colombia), de Ciro Guerra, donde un chamán colombiano guía a un científico estadounidense en su búsqueda de la yakuruna, una planta milagrosa que puede curar enfermedades. La polémica Pero las nominaciones de la AMPAS han causado polémica, ya que por segundo año consecutivo no hay ningún actor afrodescendiente en las candidaturas. Incluso, el presidente de Estados Unidos, Barack Obama, se unió al debate, ya que en una entrevista a finales del pasado enero manifestó que la industria del cine debe dar “oportunidades a todo el mundo”. En este año, se esperaban las nominaciones de actores como Idris Elba (Beasts of no nation), Will Smith (Concussion), Michael B. Jordan (Creed) o Samuel L. Jackson (The hateful eight). Entonces surgió el hashtag #OscarSoWhite, donde muchos usuarios de Twitter se quejaron de ese hecho. Algunos usuarios han destacado que el 93% de los 6 mil miembros de la Academia de Hollywood son blancos y que el 77% son varones mayores de 60 años. Lo raro es que la actual presidenta de la Academia es una afrodescendiente: Cheryl Boone Isaacs, quien ha declarado estar “decepcionada” que no hubiera nominados de color, pero matizó que no quitaba “la grandeza de las películas nominadas”. También Spike Lee y Jada Pinkett Smitt protestaron y le pidieron a la comunidad afroestadounidense que boicotearan la ceremonia. La desigualdad de género que hay en la industria cinematográfica ha causado discusión. Muchas mujeres han denunciado la brecha salarial que existe entre éstas y los varones. Según varios medios informativos de Estados Unidos, en la ceremonia habrá discursos al respecto. Podría ser Jennifer Lawrence quien lo denuncié, porque es una defensora de los derechos de las mujeres de Hollywood. Además, Cate Blanchett opina que “el mismo sueldo, por el mismo trabajo, no debería estar pendiente”. También las actrices enfrentan la edad, porque muchas han manifestado, como Meryl Streep, que entre más años cumplen les ofrecen papeles menos importantes. Otras se han quejado que los papeles femeninos en ese país son cada vez menos interesantes, es decir, son más desarrollados y destacados los papeles de varones.

Comentarios