Medio Ambiente

La sed de empresarios y políticos deja sin agua a los ejidatarios de Ensenada

Un grupo de empresarios y políticos se ha apoderado de grandes extensiones de tierra y agua para erigir hoteles, restaurantes y empresas vitivinícolas, en detrimento del patrimonio de los ejidatarios. Uno de esos casos de abuso es el complejo El Cielo.
miércoles, 26 de mayo de 2021

Atraído por el Valle de Guadalupe, en Baja California, un grupo de empresarios y políticos se ha apoderado de grandes extensiones de tierra y agua para erigir hoteles, restaurantes y empresas vitivinícolas, en detrimento del patrimonio de los ejidatarios de la zona. Uno de esos casos de abuso es el complejo El Cielo, de Antonio Miguel Ortega Joaquín –sobrino en segundo grado del político priista Pedro Joaquín Coldwell–, quien construyó más de lo que la alcaldía de Ensenada le había autorizado. “Usaron algún esquema para encuadrarse”, señalan desde el ayuntamiento.

ENSENADA, BC. (Proceso).- “Yo quisiera tener un hotelito-boutique”, fue lo que pensó Gustavo Ortega Joaquín cuando paseó por los viñedos de Francia y vio la existencia de restaurantes y hoteles en la zona.

A 10 años, lo que empezó como un proyecto es hoy todo un emporio enclavado en pleno corazón del Valle de Guadalupe, en Ensenada, la zona vitivinícola más importante de México.

El “hotelito-boutique” está compuesto por 30 casas de tres recamaras, baño, terraza y cocina cada una; una piscina común, lago artificial, restaurante: Latitud 32, un gigantesco “receptorio” para captación de agua, una capilla para celebraciones de boda, una empresa de autotransporte que traslada al cliente desde cualquier lugar y un extenso viñedo.

En suma, el “hotelito-boutique” se tradujo en la creación de seis empresas que hoy succionan más agua que cualquier otro viñedo en el Valle de Guadalupe.

Sobrino en segundo grado de Pedro Joaquín Coldwell, quien fuera el secretario de Energía el sexenio pasado y antes, gobernador de Quintana Roo, Gustavo Antonio Miguel Ortega Joaquín es un empresario hotelero y exfuncionario quintanarroense. 

Durante su paso en la función pública fue secretario de Turismo en el primer año del entonces gobernador Mario Villanueva Madrid, quien fue acusado de lavado y tener vínculos con el crimen organizado.

Su carrera en el ramo hotelero data de 2002, cuando creó una de sus primeras empresas: Turística Rancho Punta Venado, aunque antes, en 1985, impulsó Proveedora Comercial Cozumel. 

También fue presidente municipal de Cozumel por el PAN en 2005. Antes, renunció al PRI. De 2009 a 2012 fue diputado federal panista.

Sus carreras política y empresarial siempre han ido de la mano. En 2010 fue cuando, en un paseo por Francia, pensó en crear su “hotelito”, como él mismo le dice en los promocionales de su emporio El Cielo de Valle de Guadalupe.

Este texto es un adelanto del reportaje publicado en el número 2325 de la edición impresa de Proceso, en circulación desde el 23 de mayo de 2021.

Comentarios