Medios

Ante su declive, Televisa busca crecer con Univision

Impecable a corto plazo, según el análisis de los especialistas Javier Esteinou y Jorge Bravo, el golpe de Televisa para sobrevivir podría hundirla si no es capaz de transformarse en sus contenidos ante la producción de Netflix, Prime Video, Disney, HBO...

La asociación de ambas empresas, que vienen trabajando juntas desde hace más de dos décadas, es resultado del surgimiento de las nuevas plataformas digitales, y contará con un sólido financiamiento de mil millones de dólares. El consorcio, que lanzará su streaming a principios de 2022, pretende dominar así el mercado hispano. Impecable a corto plazo, según el análisis de los especialistas Javier Esteinou y Jorge Bravo, el golpe de Televisa para sobrevivir podría hundirla si no es capaz de transformarse en sus contenidos ante la producción de Netflix, Prime Video, Disney, HBO…

CIUDAD DE MÉXICO (Proceso).- Si las empresas Televisa y la estadunidense Univision juntas no funcionan para impulsar sus plataformas de televisión, digital y streaming, en su afán de dominar el mercado hispano en el mundo, la mexicana “puede reducirse sustancialmente o incluso desaparecer, porque con su participación accionaria de 45% será propietaria de ese consorcio”.

Es la apreciación del especialista en comunicación, cultura y política Javier Esteinou Madrid (DF, 1949), quien además destaca como “muy importante” esa fusión:

“Sería el segundo evento notable de Televisa, después de que se fundó como empresa en 1955, por el nivel de poderío informativo, cultural y de entretenimiento que va a alcanzar con su vinculación con Univision.”

El Premio Nacional de Periodismo específica por teléfono que la compañía Televisa-Univision es resultado del surgimiento del internet y las nuevas plataformas digitales:

“Todos los medios, principalmente los audiovisuales, han tenido que transformarse con enorme rapidez, y sus modelos de negocio no estaban preparados para ello. Se innovan sobre la marcha de manera muy forzada. Televisa se confió en el modelo de negocio que poseía con los gobiernos tradicionales, donde les daban una cantidad de presupuesto anual con base a la cuota de propaganda o a través de manejar la buena imagen del gobierno en turno, que implicaba también pagos paralelos.

“Televisa pensó que así iba a poder continuar durante muchos años, pero cuando en julio de 2018 México cambió, se redujo la cantidad de dinero que el Estado les transfería a las televisoras. Entonces entraron en una mayor crisis, por lo cual han tenido que pasar hacia lo digital e igual buscaron otro tipo de conversiones empresariales, como abrir sus propias plataformas. La empresa de Emilio Azcárraga Jean creó el sitio de video bajo demanda Blim en febrero de 2016 y no le dio mucho resultado.”

Licenciado en comunicación por la Universidad Iberoamericana, “profesor distinguido” de la Universidad Autónoma Metropolitana y doctor en ciencias políticas y sociales por la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), precisa:

“La plataforma Blim no logró resolver la crisis financiera que es muy grande. Azcárraga Jean ha perdido una enorme cantidad de dinero. De haber estado colocado entre los hombres más ricos de México en la escala de Forbes, en este 2021 perdió una quinta parte de su fortuna.”

Según la revista Forbes México, ahora el empresario ocupa el lugar 32. Su fortuna en 2020 era de 990 millones de dólares y ahora es de 770.

Este texto es un adelanto del reportaje publicado en el número 2322 de la edición impresa de Proceso, en circulación desde el 2 de mayo de 2021.

Comentarios