Justicia

Una familia de jueces, bajo sospecha

Tres hermanos ocupan altos cargos en el Poder Judicial de la Federación, pero el presidente de la Suprema Corte, Arturo Zaldívar, descarta que sea un caso de nepotismo.
miércoles, 29 de septiembre de 2021

Al enterarse de que el Tercer Tribunal de Circuito en Quintana Roo ordenó la liberación de Kamel Nacif, la periodista Lydia Cacho denunció que la ministra Selina Haidé Avante, responsable de la resolución, actuó de forma corrupta. Cacho también planteó la sospecha de que exista una red de protección al empresario señalado por pederastia desde la Suprema Corte de Justicia, ya que el subsecretario de Acuerdos del máximo tribunal es Mario Gerardo Avante, hermano de la magistrada y colaborador del ministro presidente Arturo Zaldívar. Otros dos hermanos Avante Juárez tienen altos cargos en el Poder Judicial y uno más tiene una reconocida filiación priista… 

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- Tres hermanos ocupan altos cargos en el Poder Judicial de la Federación (PJF), pero el Presidente de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN), Arturo Zaldívar, descarta que sea un caso de nepotismo, ya que  trabajan en áreas distintas y no dependientes entre sí.

Se trata de los hermanos Avante Juárez, uno de los cuales (Mario Gerardo) es colaborador directo del ministro Zaldívar, crítico acérrimo de los casos de nepotismo que se han documentado en el Poder Judicial.

Adscrita al Consejo de la Judicatura Federal (CJF), la magistrada de Circuito Selina Haidé Avante Juárez forma parte de esta familia y las resoluciones que ha emitido en el último año se encuentran sujetas a investigación. Esto, debido a las denuncias públicas por presunta corrupción que presentó en su contra la periodista Lydia Cacho por su actuación en el caso del empresario textilero Kamel Nacif Borge, involucrado por la autora del libro Los demonios del Edén en una red de pederastia.

El tercer hermano es el magistrado Alejandro David Avante Juárez, que también fue parte del CJF y ahora es integrante del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF).

Los hermanos Avante cobraron notoriedad por las acusaciones de Lydia Cacho contra la magistrada Selina Haidé Avante, ponente de un amparo que el pasado 27 de julio invalidó la orden de aprehensión contra Kamel Nacif por la detención ilegal y tortura que sufrió la periodista en 2005, tras exponer una red de pederastas que operaba en Cancún, Quintana Roo. 

Hasta la fecha, el único detenido y procesado por el abuso sexual contra menores de edad es el también empresario Jean Succar Kuri, amigo de Nacif Borge y del exgobernador de Puebla Mario Marín. 

El pasado martes 21 un juzgado federal de Quintana Roo ordenó a la FGR cancelar la “ficha roja” que se había emitido para la localización y captura de Kamel Nacif, con lo que el imputado puede ahora desplazarse libremente y regresar a México si así lo desea. 

Consultado por Proceso, el coordinador de Comunicación Social de la SCJN, César Castillejos, rechazó que el caso de los hermanos Avante Juárez pueda considerarse una muestra de nepotismo, ya que hicieron carrera de forma separada y en áreas del Poder Judicial que no tienen relación entre sí para el manejo de asuntos jurisdiccionales y que además se manejan de forma independiente en cuestiones administrativas.

Este texto es un adelanto del reportaje publicado en el número 2343 de la edición impresa de Proceso, en circulación desde el 26 de septiembre de 2021.

Comentarios