Deportes

Denuncia de José Ulises Menéndez: Discriminación, chantaje y encubrimiento en el deporte paralímpico

El entrenador de natación fue separado de la delegación mexicana por haber dado positivo a covid-19. Pero él denuncia que la Conade de Ana Gabriela Guevara y el Copame que preside Liliana Suárez Carreón pasaron por encima del protocolo oficial que él sí cumplió.
viernes, 3 de septiembre de 2021

El entrenador de natación José Ulises Menéndez, responsable de las nadadoras paralímpicas Stefanny Cristino y Matilde Alcázar, fue separado de la delegación mexicana por haber dado positivo a covid-19. Pero él denuncia que la Conade y el Copame pasaron por encima del protocolo oficial de los Juegos Paralímpicos Tokio 2020, que él sí cumplió. Con dos resultados negativos en pruebas realizadas en el plazo establecido, el entrenador anuncia que demandará a la Conade, al Copame y al jefe de misión, Juan Pedro Toledo, por actos discriminatorios, ya que a Japón sí fueron atletas que dieron positivo antes del viaje. 

CIUDAD DE MÉXICO (Proceso).- De manera imprevista, el Comité Paralímpico Mexicano (Copame) y la Comisión Nacional de Cultura Física y Deporte (Conade) excluyeron de los Juegos Paralímpicos Tokio 2020 al entrenador cubano naturalizado mexicano José Ulises Menéndez González, responsable de la preparación de las nadadoras nacionales Stefanny Rubi Cristino Zapata y Matilde Estefanía Alcázar Figueroa. 

La causa de esta controvertida resolución es derivada de un positivo de covid-19 que arrojó el agraviado el pasado 4 de agosto, pese a haber dado negativo a la prueba PCR una vez finalizado el aislamiento obligatorio de 14 días que ordenan el gobierno japonés y el comité organizador de los Juegos Paralímpicos Tokio 2020. De todos modos lo dejaron fuera de la delegación mexicana. 

Menéndez González considera dicha resolución como un acto discriminatorio, al tiempo que muestra un par de pruebas para SARS-coV-2 (covid-19) que corroboran su resultado negativo el mismo día en que terminó su cuarentena. 

Por ello, anuncia que emprenderá acciones legales contra los responsables de impedir su viaje a Japón: 

“He cumplido con el protocolo que ellos me indicaron. Vamos a hacer una investigación, una demanda muy fuerte que será el caso más sonado que va a existir en el deporte, porque hay mucho dolo, sobre todo hay un incumplimiento muy grande con el deporte de México. 

“Es un tema muy personal. No tengo ningún problema en ello. Nada más que son personas que no hacen las cosas correctamente. Ya estoy totalmente fuera del covid-19. Ya no contagio y tengo cinco pruebas negativas.”

En este lío están implicados la Conade, dirigida por Ana Gabriela Guevara; el Copame, que preside Liliana Suárez Carreón, y el jefe de misión, Juan Pedro Toledo, responsable de comunicarle al entrenador de su positivo a covid-19 y su posterior exclusión de la delegación mexicana paralímpica. 

Luego de contagiarse, Menéndez González cumplió el aislamiento obligatorio de 14 días decretado por el gobierno de Japón y el comité organizador de los Juegos Paralímpicos Tokio 2020, tal como se establece en el Playbook para Atletas y Oficiales, la guía para “unos Juegos seguros y exitosos”. 

Este texto es un adelanto del reportaje publicado en el número 2339 de la edición impresa de Proceso, en circulación desde el 29 de agosto de 2021.

Comentarios