Por fin transparentan gastos de la Casa Real en España

El rey emérito Juan Carlos I. Foto: AP El rey emérito Juan Carlos I. Foto: AP

Madrid., (apro).- En medio del escándalo de corrupción de Iñaki Urdagarín, yerno del rey Juan Carlos, la Casa Real hizo pública hoy la asignación que recibe el monarca, que asciende a 292 mil 752 euros en el 2011, de los cuales 140 mil 519 corresponden a su sueldo directo.

Luego de más de tres décadas de ser el secreto mejor guardado en España, hoy se transparentaron las asignaciones directas al Rey y a su familia.

El heredero de la Corona, el Príncipe Felipe, es quien le sigue en el monto asignado, con una percepción de 146 mil euros al año, la mitad de lo que recibió el monarca.

La reina Sofía, la princesa de Asturias, Letizia Ortiz Rocasolano y las infantas Elena y Cristina no perciben un salario directo, pero el rey les asigna en conjunto 375 mil euros al año para gastos de representación, dijo Alfonso Sanz, secretario general de la Casa del Rey.

El presupuesto global que recibe la Casa Real es de 8,5 millones de euros, provenientes de los presupuestos generales del Estado español, de los cuales casi la mitad se destina a la operación de la Casa Real, personal y gastos de representación.

Algunos medios españoles han destacado que la de España es una de las casas reales europeas que menos gasta, sin embargo, es la casa real más opaca, porque hasta ahora no se habían transparentado sus cuentas.

Partidos políticos, como Izquierda Unida (IU), es una de las formaciones que más ha exigido que la Casa Real de a conocer sus asignaciones. La más reciente petición fue el 7 de diciembre pasado, dirigida al Congreso de los Diputados, en la que solicita que se haga pública la distribución del presupuesto y las rentas, patrimonios y cargos de cada uno de los miembros de la Casa Real.

IU y la red social Actuable piden apoyos para pedir que se transparenten las cuentas y el patrimonio de la familia real. “El Rey recibe de los presupuestos del Estado una cantidad global para el sostenimiento de su familia u Casa, y distribuye libremente la misma”, pero en ningún caso se habla de que “tenga que se de forma opaca”.

Este llamado de transparencia se dio cuando en las últimas semanas, la casa del monarca ha sido objeto de un fuerte debate en el país y ha recibido fuertes críticas por los presuntos casos de corrupción que le fueron descubiertos a Iñaki Urdagarín, esposo de la Infanta Cristina.

Tanto un juzgado como la Fiscalía Anticorrupción siguen una amplia investigación sobre Urdagarín –como seguimiento a otra causa de corrupción política, que implica a dirigentes del Partido Popular (PP)— por cobrar jugosos contratos –aún no cuantificados del todo— a través de organizaciones no lucrativas y aprovechando su posición como miembro de la casa real.

En este entorno, la Casa Real ya había gestado una opinión sobre Urdagarín, al señalar que su comportamiento fue “no ejemplar”.

En su tradicional mensaje navideño, el monarca señaló que “la justicia es igual para todos”.

Sin mencionar el nombre de Urdagarín, dijo, “me preocupa enormemente la desconfianza que parece extenderse en algunos sectores de la opinión pública respecto a la credibilidad y prestigio de algunas de nuestras instituciones”.

“Necesitamos –dijo—rigor, seriedad y ejemplaridad en todos los sentidos. Todos, sobre todo las personas con responsabilidades públicas, tenemos el deber de observar un comportamiento adecuado, un comportamiento ejemplar”.

Añadió que “cuando se producen conductas irregulares que no se ajustan a la legalidad o la ética es natural que la sociedad reaccione”. Por tanto, reivindicó que “cualquier actuación censurable deberá ser juzgada y sancionada con arreglo a la ley. La justicia es igual para todos”.

Este martes 27, en el acto de constitución de las Cortes Generales, el rey recibió un prolongado aplauso, interpretado como un respaldo por su postura de enfrentar el escándalo que envuelve a su yerno, caso que ya ha afectado a la casa real.

En relación a la asignación de 292 mil 752 euros que el rey recibe al año, la casa real desglosó que 140 mil 519 van a su bolsillo y 152 mil 233 los dedica a gastos de representación.

El príncipe Felipe recibe 146 mil 376 euros brutos al año, 70 mil 259 son destinados a su salario mientras que para sus gastos de representación son 76 mil 117 euros.

 

Load More