Desdice Graco a la Judicatura; juez sí amparó a “El Bocinas”, dice

MÉXICO, D.F. (apro).- El gobernador de Morelos, Graco Ramírez, exhibió pruebas documentales del amparo que concedió el Juez Segundo de Distrito de esa entidad, José Leovigildo Martínez Hidalgo, a Crisósforo Maldonado Jiménez, El Bocinas, presunto líder de una banda de secuestradores asesinado el pasado fin de semana en el Hospital Médica Sur de la Ciudad de México.

Luego de que el Consejo de la Judicatura Federal (CJF) emitiera un comunicado el pasado miércoles 19 en el que niega que el juez Martínez Hidalgo hubiera concedido un amparo a El Bocinas, el gobernador morelense convocó a una rueda de prensa en la que exhibió el acuse de la admisión de la demanda, por lo que exigió a la autoridad judicial que investigue al impartidor de justicia.

Según el gobernador morelense, el documento demuestra que sí existe el amparo. “Si este juez no se mete a proteger delincuentes o víctimas como él dice, el señor Crisóforo Maldonado Jiménez no estaría muerto”, subrayó.

El mandatario perredista agregó que el juez “debió corroborar el acto reclamado consistente en la incomunicación, malos tratos y demás actos prohibidos por el artículo 22 de la Constitución”, como lo señalaba la solicitud de amparo del presunto líder del grupo criminal Los Rojos, antes de obsequiarle la “suspensión de plano” que le permitió salir del IMSS para ser llevado a un hospital en el Distrito Federal, donde fue asesinado.

Consideró que el Juzgado Segundo de Distrito amparó a Crisóforo Maldonado al obsequiarle la “suspensión de plano” para el efecto de que cesaran de inmediato los actos reclamados consistentes en la supuesta incomunicación y malos tratos.

Además, recordó que en el juicio de amparo 1966/2012-III se advertía que las autoridades aludidas en la promoción judicial deberían rendir un informe en el término de 24 horas o en caso contrario serían sancionados por desobediencia.

Con ese recurso de amparo, afirmó el gobernador, el supuesto líder de Los Rojos logró salir del hospital donde era atendido de sus heridas de bala y fue trasladado al Hospital Médica Sur de Tlalpan, donde fue internado con el argumento de que se trataba de un empresario que había sido asaltado.

Graco Ramírez sostuvo que las autoridades del estado no son cómplices y que tampoco hicieron caso omiso ante los hechos; además, informó que ya giró órdenes de aprehensión contra policías estatales y locales implicados en el asunto.

Afirmó también que El Bocinas estuvo internado en el hospital del IMSS en Cuernavaca donde se montó un operativo para resguardarlo y evitar que fuera rescatado.

Asimismo, defendió al fiscal morelense Mario Vázquez Rojas quien, dijo, nunca incurrió en el delito de omisión porque atendió los requerimientos de la PGJDF.

El gobernador perredista solicitó a la PGJDF agilizar los trabajos de investigación que permitan detectar la ruta de escape de los sicarios que el domingo pasado ingresaron al área de terapia intensiva del hospital privado para asesinar a ‘El Bocinas’.

La mañana del pasado 10 de diciembre, Maldonado Jiménez y Antonio Román Miranda, fueron atacados a balazos cuando viajaban en un auto compacto por la autopista México-Cuernavaca.

Ambos lograron llegar al sitio conocido como La Luna, en Cuernavaca, a menos de un kilómetro del Seguro Social.
El Bocinas fue llevado al nosocomio con dos impactos de bala en el estómago y su compañero a la sede de la Policía Municipal de Cuernavaca, donde fue dejado en libertad.

La madrugada siguiente, Crisóforo también logró abandonar el hospital mediante un amparo federal y fue trasladado al hospital Médica Sur del DF donde fue ultimado por dos sicarios disfrazados uno de médico y otro de enfermero.

Comentarios

Load More