Indagan en Tabasco destino de aportaciones federales que se “esfumaron”

VILLAHERMOSA, Tab. (apro).- El gobernador Arturo Núñez Jiménez anunció que su gobierno investiga el destino de las aportaciones federales a Tabasco, en particular la presunta desaparición de alrededor de mil millones de pesos etiquetados para el sector Salud que –dijo– “no aterrizaron directamente”.

Indicó que las indagatorias las realiza la Secretaría de Planeación y Finanzas (Seplaf) y que éstas se extenderán a las aportaciones federales destinadas a educación y seguridad pública.

El mandatario perredista pidió esperar la conclusión de los análisis financieros para presentar un informe preciso de la situación, y reiteró que, en los casos “donde haya visos de irresponsabilidad”, su gobierno actuará conforme a la ley porque no será “encubridor ni cómplice” de nadie.

La Seplaf, dijo, trabaja para identificar qué pasó con las aportaciones federales y añadió que la única certeza que se tiene hasta ahora es que fueron depositadas en tiempo y forma por la Federación a la anterior Secretaría de Finanzas estatal.

Núñez recordó que la ley establece que cualquier irregularidad debe reportarse a la autoridad competente.

Entrevistado luego de inaugurar el ciclo escolar 2013 A del Colegio de Bachilleres de Tabasco (Cobatab), el mandatario calificó como un “absurdo” que la entidad arrastre una deuda –según los datos oficiales del gobierno saliente– de por lo menos 10 mil 100 millones de pesos, cuando Andrés Granier recibió el gobierno en 2007 con un adeudo de 600 millones.

Y reiteró que debe esperarse a que se cumpla el plazo de 30 días establecido por ley para hacer observaciones al proceso de entrega-recepción y fijar una postura al respecto.

Comentarios

Load More