El TEPJF exonera al PRI por caso Monex

MÉXICO, D.F., (apro).- El Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) concluyó que el PRI no incurrió en delito alguno por la entrega de tarjetas Monex durante las elecciones de 2012.

Por decisión unánime, los siete magistrados del TEPJF determinaron que el PRI no incurrió en compra o coacción del voto mediante la entrega de dichas tarjetas.

Esta madrugada, la sala Superior del TEPJF concluyó que los recursos erogados por el PRI a través de las tarjetas Monex deben ser contabilizados como gastos de campaña y no como gasto ordinario, como en su momento determinó el Instituto Federal Electoral (IFE).

De acuerdo con los magistrados, los 66.3 millones de pesos entregados mediante dichas tarjetas no fueron utilizados para la compra del voto y sólo ordenó al Instituto Nacional Electoral (INE) investigar el destino de 6.8 millones de pesos que clasificó como gastos ordinarios y fueron erogados por el PRI en fecha posterior al día de la elección, a través de las tarjetas.

El proyecto de sentencia, elaborado por el magistrado Constancio Carrasco Daza, establece que “el INE estimó correctamente que 50 millones 408 mil 891 pesos correspondieron al gasto de campañas electorales federales, pero los otros 6.8 millones de pesos fueron considerados como un gasto ordinario, sin otra fundamentación o motivación que la de la fecha en que se realizó la erogación, que fue después de la jornada electoral de julio de 2012″.

Hace dos años, el PAN, PRD y Movimiento Ciudadano impugnaron la resolución del extinto Instituto Federal Electoral (IFE) que exoneró al PRI y a su candidato presidencial de ese entonces, Enrique Peña Nieto, de haber incurrido en delitos electorales por la entrega de dichas tarjetas.

Roberto López Suárez, presidente de la Comisión de Investigación del caso Monex, denunció que Peña Nieto gastó cuatro mil 599 millones 947 mil 834 pesos, 13 veces más del tope permitido por la ley electoral.

En enero de 2013, el IFE confirmó que el PRI sí utilizó tarjetas Monex y empresas para “dispersar” 70 millones de pesos; no obstante, por mayoría de votos, declaró infundada la queja presentada por los partidos de oposición.

Ahora TEPJF resolvió que no existió financiamiento paralelo a la campaña de la coalición “Compromiso por México” y también determinó que no existe ningún elemento que acredite que hubo compra y coacción del voto con los denominados monederos Monex durante la campaña de Enrique Peña Nieto.

Además el presidente del tribunal electoral, José Alejandro Luna Ramos, rechazó que la resolución que les tomó más de un año haya sufrido demora o retraso ya que los tiempos judiciales no se guían por los vaivenes políticos.

“No se trata de una demora, lo dejo muy claro, es el resultado de un análisis exhaustivo de los agravios hechos valer y una revisión de las pruebas presentadas que han llevado a esta resolución”, afirmó.

Comentarios

Load More