RSF pide a la Corte Penal Internacional indague agresiones contra periodistas en sexenios de FCH y EPN

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- La organización Reporteros Sin Fronteras (RSF) envió ayer una petición a la Corte Penal Internacional (CPI) para que investigue los “ataques generalizados y concretos” perpetrados contra los periodistas en los sexenios de Felipe Calderón y Enrique Peña Nieto, durante los cuales 102 periodistas fueron asesinados y 14 sufrieron desaparición forzada.

Christophe Deloire, secretario general de la organización, denunció la “pasividad culpable” y la “abstención deliberada” del Estado mexicano para detener la violencia contra los periodistas, pero acotó que esta demanda ante la CPI “no es una medida hostil hacia México, todo lo contrario”.

El francés viajó hoy a México, donde tenía agendada una audiencia con el presidente Andrés Manuel López Obrador, para pedirle que respalde la petición ante la CPI.

“Venimos para ello y estaríamos decepcionados de no verlo”, dijo.

En la mañana del martes, se reunió con Alejandro Encinas, subsecretario de Derechos Humanos, quien le dijo que el presidente está “abierto” en acompañar la petición, pero que primero se consultará al gabinete al respecto.

Según Balbuena Flores Martínez, representante de RSF en México, Encinas reconoció que hubo un repunte en la violencia: de diciembre hasta la fecha, se reportaron 105 agresiones contra periodistas y defensores de derechos humanos.

“Lo único que dijo es que hay recursos para el mecanismo, hay un diagnóstico que se está haciendo, que se dará a conocer a mediados de marzo; que hay toda la disposición. Fue lo único que expresó”, indicó Flores.

Emmanuel Colombié, director del despacho América Latina de RSF, acotó que la CPI no está obligada en abrir una investigación a petición de una organización de la sociedad civil, y por ello RSF solicita a AMLO que la respalde ante dicho organismo internacional.

“El presidente puede usar este procedimiento ante la CPI para combatir las deficiencias de la justicia mexicana”, insistió Deloire.

“Los procedimientos de la CPI son los únicos que permiten hacer demandas contra personas (…) contra cualquier persona que habría actuado en nombre del Estado o del crimen organizado y que perpetraron estos crímenes contra la humanidad”, añadió.

Sara Lidia Mendiola, directora de la organización Propuesta Cívica, denunció los “sexenios sangrientos” de Calderón y Peña Nieto, que convirtieron a México en el país más peligroso de América para ejercer el periodismo.

“Durante estos sexenios las autoridades fueron omisas en las investigaciones”, deploró, y añadió: “los crímenes contra periodistas, las agresiones constantes, no solo contribuyeron en crear un ambiente de miedo ante los periodistas, sino ante la población”.

De cinco casos documentados por la organización –entre ellos el de Regina Martínez Pérez, la corresponsal de Proceso en Veracruz, asesinada en abril de 2012 en su domicilio–, “no hubo investigación ni sentencia hacia los autores intelectuales de los crímenes”.

“En el caso de periodistas desaparecidos, hay 100 por ciento de impunidad”, lamentó Flores.

Preguntado por Apro sobre su análisis de la política que lleva a cabo el gobierno de AMLO para atender el problema, Colombié estimó: “estamos confiando, no tenemos otra opción”.

“Hasta el momento no tenemos nada concreto, pero tenemos la sensación de que las cosas puedan mejorar. El gobierno sabe la situación, está consciente, y tiene el compromiso de combatirla”, añadió.

Comentarios