La OMC anticipa descenso en el comercio mundial por tensiones entre EU y China

Roberto Azevedo director general de la OMC. Foto: Tomada de Twitter Roberto Azevedo director general de la OMC. Foto: Tomada de Twitter

GINEBRA (apro). – La Organización Mundial de Comercio (OMC) prevé un descenso en el volumen del comercio mundial al 2.6 % en 2019 principalmente debido a las tensiones comerciales entre Estados Unidos y China.

“Teniendo en cuenta que las tensiones comerciales van en aumento, nadie debería sorprenderse de estas perspectivas. El comercio no puede desempeñar plenamente su función de impulsor del crecimiento ante niveles tan elevados de incertidumbre “, dijo Roberto Azevedo director general de la OMC en conferencia de prensa en Ginebra, sede del organismo.

En 2019 y 2020 seguirán soplando fuertes vientos en contra del comercio mundial como consecuencia de un crecimiento en 2018 más lento de lo previsto debido a tensiones comerciales en alza, subrayó el diplomático brasileño al dar a conocer el informe sobre estadísticas y perspectivas comerciales.

“Es cada vez más urgente que resolvamos las tensiones y nos centremos en trazar una vía favorable para el comercio mundial que responda a los verdaderos desafíos de la economía actual, como la revolución tecnológica y la necesidad imperiosa de crear empleo e impulsar el desarrollo “, instó Azevedo.

Aseguró que los miembros de la OMC “están trabajando para lograrlo y examinan formas de fortalecer y salvaguardar el sistema de comercio. Esto es vital”.

“Si olvidamos la importancia fundamental del sistema de comercio basado en normas, correríamos el riesgo de debilitarlo, lo que sería un error histórico que afectaría al empleo, el crecimiento y la estabilidad de todo el mundo”, advirtió.

Pierde impulso el crecimiento del comercio mundial: perspectivas comerciales

Según las estimaciones de la OMC, el crecimiento mundial del PIB se ralentizará y pasará del 2.9% en 2018 al 2.6% en 2019 y 2020.

El crecimiento de comercio debería repuntar hasta el 3.0% en 2020 y el crecimiento del PIB mantenerse constante en 2.6%, estimó.

“Un conjunto de factores como los nuevos aranceles y las medidas de retorsión que afectan a las mercancías más comercializadas, el debilitamiento del crecimiento económico mundial, la volatilidad de los mercados financieros y la imposición de condiciones monetarias más estrictas en los países desarrollados, han supuesto un lastre para el crecimiento del comercio en 2018”, cita el informe.

Por otra parte, observa que la débil demanda de importaciones en Europa y Asia atenuó el crecimiento del volumen del comercio mundial en 2018, debido a la gran proporción del comercio mundial que representan esas regiones.

El valor del comercio de mercancías aumentó un 10% hasta situarse en 19.48 billones de dólares en 2018, en parte como consecuencia de unos precios de la energía más elevados y a su vez el valor de comercio de servicios comerciales aumentó un 8% hasta situarse en 5.80 billones de dólares, impulsado por el fuerte crecimiento de importaciones en Asia.

Finalmente, Azevedo advirtió que en esta guerra comercial entre Estados Unidos y China no habrá ganadores y en cambio “todo el mundo saldrá perdiendo”.

Comentarios

Load More

Informate en la revista digital de Proceso