Ciudadanos marchan en defensa de policías de Cuautla

La marcha en Cuautla. Morelos. Foto: Twitter @azardep666

CUAUTLA, Mor. (apro).- Un millar de ciudadanos salieron hoy a las calles de esta ciudad para exigir la restitución de Isael Nieto Pliego, director de Seguridad Pública municipal, cesado del cargo tras denunciar que tres mandos de la Comisión Estatal de Seguridad Pública (CES) le ordenaron liberar a presuntos secuestradores, el pasado fin de semana.

Las consignas fueron de solidaridad con los elementos policiacos de Cuautla, quienes, según los manifestantes, hicieron su trabajo al acudir a un llamado de auxilio, pero el gobierno del estado no ha sido parejo, ya que varios elementos municipales fueron suspendidos, pero entre los mandos señalados: Ángel Landa Hernández, director de Proximidad Social; Raúl Gómez Cruz, de Inteligencia, y Gamaliel González Ravelo, de Seguridad Pública, sólo este último fue cesado.

“¡Policía, no tiembles; el pueblo te defiende!”, fue el grito que articuló la movilización en la que participaron comerciantes, integrantes de organizaciones civiles y pobladores de Cuautla en general. Los participantes consideraron que el cese de Nieto Pliego fue en represalia por haber denunciado a “sus jefes”, quienes le habrían ordenado dejar libres a dos hombres y una mujer que portaban un reóolver y un rifle de asalto.

La versión de los policías es que respondieron a un llamado de ayuda, y al ingresar a un domicilio encontraron a tres personas en posesión de dos armas de fuego, así como a un hombre que acusó a éstos de haberlo privado de su libertad. Posteriormente llegaron los tres mandos dependientes de la CES –Landa Hernández, Gómez Cruz y González Ravelo– y les ordenaron liberar a los presuntos secuestradores y cambiar la versión.

“Nos ordenaron que liberáramos a los detenidos y los colocáramos como víctimas”, dijo Nieto Pliego en un video difundido a través de redes sociales. A partir de ese momento, los policías fueron retenidos y se dio paso a una investigación de asuntos internos.

En tanto, el secretario de Gobierno, Pablo Ojeda Cárdenas, ofreció una conferencia de prensa junto con otras autoridades y dio una versión totalmente diferente. Aseguró que los policías estaban siendo investigados por allanamiento, abuso de confianza, daños en propiedad y el robo de 700 mil pesos, y que se deslindarán las responsabilidades.

Este medio día se informó que los otros dos mandos señalados por los policías, el director de Proximidad Social y el de Inteligencia, también están bajo investigación para determinar si las acusaciones de los policías a quienes obligaron liberar a presuntos secuestradores son ciertas.

Por su parte, el titular de la CES, José Antonio Ortiz Guarneros, confirmó que se investigó a los 180 policías señalados y que se confirmó su relación con el crimen organizado, como lo afirmó la víspera el gobernador Cuauhtémoc Blanco Bravo.

Los imputados, abundó, no han sido destituidos porque recurrieron al amparo y se les otorgó una suspensión para mantenerse en el cargo, por lo que no se ha podido completar la “depuración” policial.

Temo por mi vida: Nieto Pliego

La verdad, “mi familia ya me dijo varias veces: ‘vete porque te van a matar, vendemos las cosas y nos vamos’, pero no me voy, porque no estoy mintiendo, estoy diciendo la verdad, por eso me duele mucho esta situación. No se me hace justo que pongan en esta situación a mi familia, sobre todo porque yo estaba haciendo mi trabajo”, expresó Isael Nieto Pliego en relación con los hechos del pasado fin de semana.

Añadió: “Al fin y al cabo la verdad se va a defender sola, a lo mejor y no tengo dinero, ni tengo los medios, ni tengo el poder o la estructura que tiene el estado, pero al fin y al cabo yo sé que estoy diciendo la verdad porque yo lo viví, a mí nadie me lo platicó, nadie me corrió el chisme, yo estuve ahí. Ahorita yo voy a ser la persona mala del cuento porque así les conviene a ellos; realmente si ellos tienen algo, que lo demuestren, yo tengo pruebas porque yo estuve ahí y yo sé que se van a dar las cosas para que la verdad salga a flote”.

En entrevista, el exdirector de Seguridad Pública de Cuautla

señaló que “ser policía es difícil todos los días, porque realmente a una persona que no le apasione su trabajo yo siento que no lo soportaría, porque te toca no dormir o no llegar a tu casa, ver poco a tu familia, arriesgar tu vida en auxilios, muchas veces con una persona agresiva que se descontrola o se sale de nuestras manos la situación. Y pues no se puede, tan fácil te lo estoy demostrando que yo ya no estoy en mi cargo. No se puede ser un policía honesto con mandos, así, y prueba de ello soy yo”.

Finalmente, Nieto Pliego agradeció el apoyo de la población de Cuautla. “Les agradezco de antemano a todas esas personas que nos están apoyando y saber que tengo un respaldo y que, si yo en algún momento tuve la oportunidad de protegerlos, me siento acogido con ellos de que ellos me den esta respuesta”.

El mando cesado, quien lleva 14 años trabajando como policía, dijo que se ha cumplido en tiempo y forma con los exámenes de control y confianza, e informó que cuenta con protección de sus propios compañeros.

Comentarios

Load More