Artistas e intelectuales exigen destituir al titular de Cultura de Campeche

martes, 8 de diciembre de 2009

CAMPECHE, Cam., 8 de diciembre (apro).- Representantes de la comunidad cultural y artística del estado exigieron hoy la destitución del secretario de Cultura de Campeche, Carlos Vidal Angles, cuyo nombramiento fue impugnado desde que el gobernador Fernando Ortega Bernés lo dio a conocer, el pasado 16 de septiembre.   
     Encabezados por el poeta Sergio Witz, los inconformes marcharon por las calles del centro de la ciudad hasta llegar a la sede de la Secretaría de Cultura, la cual “clausuraron” simbólicamente al tiempo que daban a conocer un decálogo con las razones por las que, a su juicio, Vidal Angles no puede continuar al frente de esa dependencia.
    Witz cobró celebridad internacional al ser el primer escritor enjuiciado por el gobierno federal por su obra. Al cabo de un proceso judicial que se prolongó ocho años, este 2009 el poeta campechano fue declarado culpable del delito de ultraje a los símbolos patrios por su poema La Patria entre mierda.
     Los manifestantes recordaron que Vidal Angles dejó un mal precedente durante su desempeño como director del Centro INAH-Campeche.
    “Su trayectoria es negativa, tiene el antecedente de latrocinio durante el tiempo que estuvo en el INAH, además de que no tiene méritos ni cualidades académicas, intelectuales o artísticas para ocupar el cargo que este gobierno le confirió”, dijeron.
     Así mismo, destacaron las actitudes despóticas, misóginas y hasta racistas en que ha tenido el funcionario con el personal y la comunidad artística, y lo acusaron de beneficiarse con los eventos culturales de corte mediático que ha organizado, como los festivales del Centro Histórico y de Jazz que este mes se llevan a cabo para celebrar la declaratoria de Campeche como Patrimonio Cultural de la Humanidad.
     Aunque no proporcionaron detalles, explicaron que Vidal Angles forma parte de una empresa, en sociedad con una hermana y el cuñado del secretario de Desarrollo Social, Raúl Pozos Lanz, que se encargó de la contratación de varios de los artistas que se presentaron en esos eventos.   
     “En cambio se ha negado a apoyar los proyectos de los artistas campechanos”, acusaron.
     Denunciaron también que en el reciente festival de Jazz que tuvo como sede el circo teatro Renacimiento hubo venta de alcohol, a la que tuvieron acceso menores de edad que acudieron a los eventos; “de eso hay constancia en video, donde se ve a estudiantes uniformados bebiendo ahí”, afirmó Witz.
     Comentó, además, que pese a las políticas de austeridad que anunció el gobierno del estado, el secretario de Cultura, como una de sus primeras acciones al frente de la dependencia, mandó a pintar la sede estatal y encargó tales trabajos a uno de sus hermanos.
     Advirtieron que esta será la primera de una serie de manifestaciones en contra del funcionario.